--
.



* PÁGINAS Y AGENDAS


Félix Arias, como una tinta indeleble
.

Lovely Luna
 jueves 15-04- 2010 Sala Galileo Galilei (Madrid)
Crónica Javier F. Pollán - IndyRock
Fotos: Oscar Paradela - IndyRock

El dúo coruñés Lovely Luna se presentaba en Madrid el pasado 15 de abril, dentro de la gira de actuaciones que prosigue a la publicación de su tercer disco. Fundado por Xoel López y Félix Arias cuando ambos frisaban la veintena, Lovely Luna se ha desarrollado como un grupo de largo recorrido,  que concentra su actividad en períodos intermedios; y cuyas carreras individuales se convierten en estos momentos en entreactos de la función. “Chang y Eng” se titula su nueva entrega, en recuerdo de los célebres siameses decimonónicos. Sirva de metáfora la historia de estos inseparables orientales para el binomio gallego, que tan bien se complementa en lo musical desde caminos divergentes. 
Para el concierto eligieron con acierto la sala Galileo Galilei, que ofrece la posibilidad de sentarse a parte del público, compuesto por cientos de aficionados a la pareja y muchos seguidores de la causa xoeliana. 
Comenzó la noche Franny Glass, o lo que es lo mismo, el joven uruguayo Gonzalo Deniz acompañado de su guitarra. Un cantante por ahora desconocido en España pero que ha obtenido múltiples reconocimientos en su patria. Establecer similitudes con su paisano Jorge Drexler es demasiado fácil, aunque no descabellado. 
Tras esta breve introducción, Xoel y Félix aterrizaron en el escenario al frente de un selecto grupo de acompañamiento proveniente del terruño, en el bajo, batería, flauta y el teclado. Este último a cargo del ineluctable amigo y productor del disco Juan de Dios Martín, a más de eficaz intérprete y determinante en la vertebración del sonido del grupo. Lovely Luna repasaron las canciones de su disco, entre las que sobresalen “Rosa” o “Parando el tráfico”. También reinterpretaron material anterior, como las destacables “Si no hay” y “Sola” –de “Las cosas que nadie debe ver” (2004)– con la aportación de una flautista brillante y cargante a partes iguales. “Chang y Eng” es un disco orgánico y homogéneo, que no atrapa a la primera; guiado por dos guitarras acústicas sobre una mínima instrumentación de corte clásico, con letras que cuentan historias –incluso su propia historia, en la resacosa “Luna adorable” de  Félix Arias–. Circunstancias todas estas que dan juego a los gallegos para dinamizar su puesta en escena, jugando con los arreglos de las canciones e interactuando con una audiencia que, predispuesta o no, saben ganarse con buena música y empatía. Se echan en falta los juegos de voces característicos de antaño, pero a cambio la experiencia acumulada y su mínimo de calidad garantizado les permiten trascender con facilidad los límites autoimpuestos en los orígenes (dúo de pop-folk acústico) y de paso esquivar los tópicos, sacando una guitarra eléctrica para versionear a Blind Faith –con un Xoel desplegando su potencial como vocalista de rock–, “Nowhere man” de Beatles a ritmo de vals, la infalible “Oh Sister” de Dylan junto a Franny Glass –de quien además tocaron “Hoy no quiero verte nunca más”–, o recurriendo al fin de la velada al clásico de bossanova “A tonga da mironga do kabuletê”, haciendo incluso percusión sobre la propia guitarra y certificando la capacidad de López y Arias para crear espectáculo junto a su fino grupo de músicos.
http://www.myspace.com/felixoel


Lovely Luna   Chang&Eng   Autoproducido 2009
por Diego Soto - IndyRock
Las canciones acústicas de letra sencilla suelen tener ese atributo silencioso y atractivo que invita a su escucha mimética. Lovely Luna es una de esas formaciones que desde su primera y homónima aventura allá por el 2000, ha apostado por el folk de cantautor que hace protagonista a la lírica por encima del ornamento instrumental. Fórmula que interpretan a la perfección. “Chang&Eng” es su tercer trabajo. Diez canciones que buscan ser escuchadas. Secretos al aire de un dúo que no necesita gritar para ser escuchado. Tras la presentación de su segundo trabajo, “Las cosas que nadie debe ver”, (Mushroom Pillow, 2004), sus componentes, Xoel López y Félix Arias, dieron rienda suelta a sus propias creaciones. Periodo en el que maduraron. Piezas redondas a ritmo de western exento de pistolas. Baladas en su mayoría, de ritmo urbano y temática rupestre, que se sostienen sobre un fino hilo sentimental. Este diez cortes se presenta como una dulce golosina o una aventura Dylaniana por tierras ibéricas con reminiscencias folclóricas de América latina. “Llegó una carta” o “Tan sólo es la vida”, son algunas de las piezas a destacar. Sin duda, se han superado y lo que es más importante, han vuelto a abrir la caja de Pandora para futuros trabajos
Lovely Luna, nuevo disco el 30 de octubre 2009
Lovely Luna reaparece después de cinco años de silencio discográfico con este nuevo álbum, que será editado de manera completamente independiente el próximo 30 de octubre de 2009 y presentado en directo el 9 de noviembre en el Teatro Lara de Madrid. En diciembre de 2008, previamente al retiro de Xoel López por las Américas y en paralelo a la carrera musical de Felix Arias, Lovely Luna se juntaron una vez más en el estudio para grabar el que será su tercer álbum desde 1995 hasta la fecha: Chang y Eng. Coproducido por Juan de Dios Martín, Chang y Eng nos muestra a dos escritores de canciones que se alejan de ornamentos sonoros para sacar lo más esencial de sus composiciones. En su disco más maduro nos reflejan como nunca su imaginario personal y nos narran grandes y pequeñas historias en cada una de sus pistas:

01. Parando el tráfico
02. El tercer día de abril
03. Chang y Eng
04. Llegó una carta
05. Rosa
06. Borrascón
07. Tan sólo es la vida
08. Balada del hombre desesperado y la novia en el río
09. Luna adorable
10. Usted

En sus catorce años de existencia Lovely Luna ha buscado una pausa entre las respectivas carreras musicales de Xoel y Felix, plasmada en sus anteriores trabajos, "Lovely Luna" (Guerssen 2000) y "Las cosas que nadie debe ver " (Mushroom Pillow 2004) y ahora "Chang y Eng".


Resonancia bajo el sol 
Entrevista por  Javier F Pollán

A finales del pasado año se editó el segundo álbum de Lovely Luna, dúo formado por Xoel López, más conocido como Deluxe, y Félix Arias, cantante, guitarrista y compositor principal de Guru Deva. Dos amigos que un día en algún punto de los últimos años 90 decidieron dar entidad a una pasión común por escribir e interpretar canciones con la guitarra acústica, en la bohemia vida universitaria del lluvioso Santiago de Compostela. Al cabo de un tiempo grabaron un álbum en A Coruña que un sello catalán editó en vinilo de edición limitada. La repercusión fue igualmente reducida, pero puso en el mapa a los Lovely Luna, que se hicieron un pequeño espacio como dignos revisores del pop y el folk de los 60 (Simon&Garfunkel, Beatles, Dylan) y destacables creadores de melodías y armonías vocales. De manera intermitente actuaron a lo largo de la geografía española, solos y con banda, tratando de hacer algo especial de cada uno de sus conciertos. El registrado en el Mardigras coruñés estuvo a punto de publicarse, pero aún espera su rescate guardado en un cajón. Con el paso del tiempo Lovely Luna fue quedando en suspenso mientras sus miembros se concentraban en sus otras aventuras musicales y vitales. En 2004 el sello Mushroom Pillow propuso al dúo entrar de nuevo en el estudio. El resultado es un disco notable, titulado "Las Cosas Que Nadie Debe Ver". Un avance cualitativo para Félix y Xoel, más maduros en la música y las letras, que siendo ahora en castellano pasan a un inevitable primer plano en las canciones. Ya no hay lugar para las comparaciones con los grupos de turno, y sí un espacio para las emociones y la libertad artística dentro de los parámetros en los que se han movido la pareja. Diversos músicos fueron invitados a la grabación de este trabajo, pero su aportación excede la mera anécdota y se justifica por sí misma, como es el caso de Josele Santiago en "Si no hay".. En este álbum Arias y López dan forma a esas cosas que nadie debe ver desplegando todo un catálogo de emociones; desde la magnífica apertura de "Yo ya te conozco", temas como "Sola", "Si no hay", "El sol se despierta temprano", "Tirarme y no volar" o "Si digo lo que pienso en realidad" reúnen méritos suficientes en un disco que, con sus altos y sus bajos, merece ser escuchado porque es único. Y es un aviso para navegantes por parte de Lovely Luna, un dúo que, como muestra la foto de portada, vive en la sombra pero encuentra la inspiración en la melancolía o las ilusiones perdidas de un desierto aplastado por el sol, rodeado de una línea de fábricas y edificios que amenazan desde el horizonte.
 

- Desde la edición de vuestro debut hasta ahora han pasado unos cuántos años. ¿Qué ha sido de Lovely Luna en todo este tiempo?
(Felix) Lovely Luna como tal ha estado durmiendo durante estos años, pero eso no quiere decir que no hubiésemos seguido haciendo algo de música juntos, colaborando y todo eso.
(Xoel) El problema ha sido que no hemos tenido todo el tiempo que nos hubiera gustado para dedicarle a un proyecto que exige mucha atención y cariño.

- ¿Cómo surgió la idea de publicar este disco? ¿Estaban las canciones del álbum compuestas anteriormente, o se trata de nuevo material escrito para este disco?
(F) Nos lo propuso Mushroom Pillow de repente, yo por lo menos no me lo esperaba, pero me hizo mucha ilusión y empezamos a negociar. Al principio hicimos un repertorio compuesto de temas que cada uno de nosotros tenía olvidados, pero hicimos tachón y cuenta nueva y comenzamos desde cero. Compusimos nuevos temas exclusivamente para este disco, nos pareció lo más honesto. 
(X) Es cierto, recuerdo que teníamos canciones guardadas de hace años y siempre decíamos: "Para el próximo disco", al final pasamos de todo e hicimos todo con canciones nuevas. El caso es que cuando Félix y yo nos juntamos las canciones surgen de forma natural, todo fluye... Tenemos mucha confianza y eso se nota al trabajar.

- Ha habido una serie de cambios respecto a los Lovely Luna primitivos; entre ellos el paso del inglés al castellano, ¿Qué transformación ha sufrido el dúo en estos años y en qué no habéis cambiado?
(F) Este disco es más de autor y el primero es más de género, además ahora cantamos y tocamos mejor que antes. Pero la esencia sigue siendo la misma, dos amigos que se reúnen para hacer canciones bonitas. 
(X) Yo veo el disco más maduro, más sereno incluso que el primero. Lo que no ha cambiado es el entorno musical. Cuando sacamos nuestro primer disco no había nadie haciendo algo similar y en ese sentido creo que no han cambiado mucho las cosas. Seguimos siendo una especie en extinción. En cualquier caso era mucho más grave tener un grupo de orientación acústica en los 90 que ahora. Imagínate, lleno de "grunges" guitarreros y bateristas cañeros... 
 

-  Las cosas que nadie debe ver es un título enigmático, que se puede entender como un rechazo a todo aquello que os parece intrínsecamente malo de lo que nos rodea. ¿Cuáles son esas cosas que deben permanecer ocultas?
(F) En realidad las cosas que nadie debe ver son las que deberíamos enseñar de vez en cuando, la desazón que todo bicho viviente acarrea día a día como una enorme losa. Hablar de ello hace que sea menos doloroso y en una canción es más fácil hacerlo. 
(X) También refleja la paradoja del compositor, hablar de cosas personales y hacerlas públicas es complicado.

- ¿El hecho de que seáis amigos al margen del grupo os hace las cosas más fáciles? ¿Surgen las cosas con más naturalidad?
(F) Desde luego, ya que los amigos suelen hablar el mismo idioma y nosotros lo llevamos haciendo desde hace unos cuantos años. Por otro lado hay que pensar que nuestra amistad surgió por la música y ésta está presente a menudo en nuestras conversaciones. 
(X) Nos conocimos en el bus del colegio porque yo solía poner la música. Un día puse a los Remains y a Félix le gustaron tanto que se preocupó de hablar conmigo y hacerse con una copia. De esto hace por lo menos 12 o 13 años... 

- Aunque un nutrido grupo de músicos que ha colaborado en el disco, las canciones están básicamente interpretadas por vosotros dos, a partir de composiciones al piano o la guitarra acústica. ¿Es este formato acústico algo que os identifica estilísticamente y que queríais mantener en este álbum?
(F) Sí, nacimos como un dúo acústico y como ha pasado tanto tiempo entre un disco y otro quisimos reafirmarnos en este sentido. Supongo que si hubiésemos sacado un disco al año y fuésemos un proyecto al uso la evolución hacia otro formato sería inevitable. 
(X) Realmente Lovely Luna surge como alternativa a los grupos que teníamos por entonces y el tipo de música que se hacía a nuestro alrededor. En el ambiente musical vende más "lo cañero", la famosa actitud rockera, nosotros vendemos nuestra sensibilidad porque es como somos, somos personas más sensibles de lo normal y en nuestra música no nos ponemos caretas. Eso para mí es "actitud", no llevar una chupa de cuero... 

- ¿Ha habido algún grupo o artista que os haya marcado recientemente con relación a la música que hacéis en Lovely Luna? ¿Siguen presentes esas influencias iniciales de la época en que os unisteis?
(F) Las influencias siguen siendo las mismas: Donovan, Tom Zé. 
(X) Evidentemente hemos madurado, hemos escuchado muchísimas cosas nuevas. De todas formas lo que une y da sentido a Lovely Luna es el punto en donde Félix y yo nos encontramos, la música de los 60 y 70, en formato básicamente acústico y con sonido más bien retro, claro...

- ¿Qué podéis decir de la producción del disco? Parece que no hay excesiva producción pero a medida que se escucha se van descubriendo pequeños arreglos que aportan mucho a las canciones; incluso hay recursos nuevos como las palmas.
(F) Los pequeños detalles que aparecen en las canciones es un modo de producir que se hacía en los sesenta, lo que le da dinamismo a una producción austera, menos es más. 
(X) Es verdad que la producción es minimalista, es muy sesentera. Se trata de darle a cada canción lo que se merece sin excederse, si te pasas con la producción puedes despistar al oyente y crear una sensación confusa que no favorece para nada la escucha. Cuando haces tus primeras producciones sueles caer en ese error, la sobreproducción. 
 

- Las canciones están firmadas bajo el seudónimo FELIXOEL, pero parece ser que no todos los temas están escritos a medias. ¿Cómo es el proceso de composición en el dúo?
(F) Hay temas como "Si no hay" o "Tirarme y no volar" que están hechos completamente a medias partiendo de cero, sin ninguna idea inicial que uno de nosotros se trajese de casa. Luego están las canciones de Xoel que Félix se encarga de pasar por su filtro y viceversa. 
(X) Algunas canciones estaban sin acabar y es el otro el que las termina, hay frases de uno en canciones del otro y al contrario.
 

- En las letras de las canciones predomina la melancolía, la tristeza, o el desencanto. Pero en cierto momento del disco hay una especie de celebración "espontánea" con brindis incluido. ¿Un intento de quitarle hierro al asunto?
(F) Es típico de Lovely Luna crear un clima de melancolía atroz para luego tirarlo por tierra con una bromita, el mundo es así, una tragicomedia, y nosotros hablamos de él. 
(X) A veces hay que frivolizar. Nosotros sufrimos pero también sabemos pasarlo bien, no vamos de chicos atormentados por la vida. Sabemos reírnos incluso de nosotros mismos.
 

- Muchos de los textos quedan abiertos a la interpretación del oyente. ¿Hay un mensaje claro en cada una de las canciones?
(F) Hay letras muy concretas y otras más abstractas, pero incluso las concretas deben ser interpretadas por el oyente en concordancia a su vida y a su pensamiento; creo que esa es la misión de la poesía. 
(X) Nuestra intención no es que la gente viva nuestras alegrías o tristezas si no que cojan la letra y la interpreten según su contexto vital o su momento emocional.
 

- La portada del disco os muestra a los dos en medio de la nada bajo la claridad del cielo madrileño, mientras que en el interior se reproducen fotos de Chus Antón que hacen referencia a cada una de las letras. Parece que habéis cuidado el aspecto plástico del disco...
(F) La idea del concepto artístico fue nuestra, pero Chus la llevó a la práctica con maestría y sensibilidad. Nos interesaba mucho que no fuese una portada al uso dentro del mundo del pop independiente, queríamos hacer más bien que pareciese un libro de poesía. 
 

- Entre los músicos que aparecen en el disco están ex miembros de la banda de Deluxe, y artistas como Josele Santiago, Eladio Santos (de Medusa), etc. ¿Qué han aportado estos artistas?
(F) Cada uno ha aportado un poco de su personalidad musical. Josele su forma canallesca de cantar, a la postre la letra de la canción que interpretó le pega bastante. Alfa de Le Punk cantó en clave de tango en "Gigante de pies de barrio" y Juan de Dios aportó ejecuciones inspiradas en un par de temas. Cada uno colaboró con coherencia dentro de sus puntos fuertes, no fueron apariciones sin sentido. 
 

- Después de varios meses, ¿cómo veis la acogida del disco y cómo ha reaccionado el público en vuestras escasas apariciones en directo?
(F) Desde luego en directo hemos obtenido un resultado excelente, pero la acogida del disco es difícil de valorar, yo sólo lo he comentado con gente cercana a mí y en su mayoría han halagado el disco. 
(X) Realmente el objetivo del disco no es vender ni tener un excelente resultado en directo. Si es así excelente. El problema es que no le dedicamos la atención suficiente en ese sentido. Nos promocionamos poco y tocamos muy poquito.
 

- ¿Cuál es la formación de directo de Lovely Luna?
(F) Batería, bajo, acústica y piano. En algunas canciones cambiamos el piano por otra guitarra. 
(X) A Félix le tocó el papel del cantautor y a mí el del "freaki" con un montón de instrumentos alrededor... 
 

- Es Lovely Luna un proyecto paralelo, en el sentido de algo secundario respecto a vuestras carreras en Guru Deva y Deluxe? ¿Influye que viváis en ciudades diferentes?
(F) Sí, definitivamente es un proyecto paralelo. Que vivamos en ciudades diferentes es un pequeño obstáculo, pero fácil de salvar. 
(X) Digamos que el espíritu de Lovely Luna está presente todo el rato en nuestras vidas pero en cuanto al trabajo que requiere plasmar la parte artística en un disco sólo le dedicamos el tiempo que decidimos en el momento que decidimos. Cuando surge, en definitiva.
 

- ¿Cuáles son los planes del dúo en el futuro próximo?
(F) Tenemos unos cuantos conciertos programados y después supongo que Lovely Luna se irá a descansar una temporada.
(X) Tendrá que descansar y estar preparado para el próximo asalto, en el momento más inesperado...

(mayo 2005)


Lovely luna Las cosas que nadie debe ver. Mushroompillow. 2004
por Fátima Carmena - IndyRock
Este dúo coruñés se decide por fin a publicar un disco de mayor difusión; Xoel López (Deluxe) y Felix Arias (Guru-Deva) retoman un proyecto que iniciaron en sus primeros años de universidad. Comenzaron componiendo temas de una línea más acústica, y únicamente cuando les apetecía. Letras en inglés y una mezcla de influencias. Una discográfica de Lleida se interesa unos años después por el proyecto y edita 500 copias en vinilo. Rondaba el año 2000 y cada uno se centra en su respectivo grupo. Pero han pasado cuatro años y Lovely Luna por fin saca el trabajo por el que tanta curiosidad teníamos. "Las cosas que nadie debe ver" editado por Mushroompillow, está compuesto por 13 temas en castellano (por fin) y que con una voz clara nos llevan a diferentes terrenos vitales. Temas compuestos por símbolos como el sol, el tren y esa persona especial a la que nunca se olvida. Muy buenos estribillos como el de "Sola", reivindicación de principios personales en "Madre"y muchas risas y conversaciones al final de las canciones como la que da nombre al disco "Las cosas que nadie debe ver".
El desierto de la portada contrasta con los paisajes verdes en los que estos dos músicos han crecido, pero es afín a la idea de soledad que se puede llegar a sentir y que transmiten en algunos de sus temas. Pero desde luego en el disco no han estado muy solos, ya que hay colaboraciones como la de "Si no hay" con Josele Santiago, pero muchas más como Alfa de Le Punk, Eladio de Medusa o María Naranjo de Luxury 54. 
Además el título de una de las canciones es toda una declaración de principios: ¿Qué problema hay si me voy?¿Qué problema hay si no quiero estar aquí?¿Qué problema hay si no estoy cuando todos hayan vuelto porque ya no quiero verlos?. Un disco recomendable para los amantes de la música en su más pura esencia.


INDYROCK * SERVICIOS MUSICALES
Productoras
Estudios
Locales de ensayo
Salas de conciertos
Tablón de anuncios
Concursos
Academias de música
Realización de clips

IndyRock * Latinoamérica 
INDYROCK * INICIO


vídeopromoción







VÍDEOS DE DIRECTOS
Archivo histórico de IndyRock Magazine


.


--
 
Copyright IndyRock ©
TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización total o parcial, de los contenidos de esta web...
Leer más y Política de privacidad
 
Contenidos informativos
Agenda de conciertos
Concursos
Noticias
Productoras
Tablón de anuncios... y + Más

Revista electrónica creada en 1997
Home * Portada
Servicios publicitarios
Créditos | Qué es IndyRock
info@indyrock.es

Naturaleza  y divulgación científica
waste.ideal.es
Dirección y edición
waste@diarioideal.es