-
  Suzanne Vega 2016
Fotos por Quim Cabeza / IndyRock
 

PUBLICIDAD

--
.



* PÁGINAS Y AGENDAS


Suzanne Vega (Festival Únicas) 30/10/07
Womad 99
.

Suzanne Vega
Suzanne Vega, comprometida
Teatre Auditori de Sant Cugat del Vallès (Barcelona) / 15 de julio de 2016
Fotos y crónica por Quim Cabeza / IndyRock
Después de un disco homónimo de presentación en 1985, Suzanne Nadine Peck -más conocida como Suzanne Vega- publicó el trabajo que la catapultó internacionalmente, “Solitude Standing”. En aquel disco aparecían  canciones memorables como “Tom's Diner”, “Calypso” y sobretodo aquella denuncia al maltrato infantil llamada “Luka”. De todo aquello han pasado 30 años. 
 

La actual gira de la cantautora neoyorquina gira alrededor de un excelente disco llamado “Lover, Beloved: Songs from an Evening with Carson McCullers” donde encontrar piezas tan valiosas como “We of Me” o un tema dedicado al escritor “Harper Lee”. Este es el nuevo universo creativo de Suzanne Vega, muy vinculado a la literatura, a los buenos textos. De hecho, Carson McCullers también es una renombrada escritora norteamericano, muy conocida por describir personajes complejos, marginados e inadaptados del sur de Estados Unidos en sus libros. Así y basculando entre lo mejor de este reciente  “Lover, Beloved…” y las obligadas revisiones al pasado con las mencionadas “Luka”, “Tom’s Diner” o aquel memorable “Calypso”,  transcurrió un concierto bien planteado, con una Suzanne Vega motivada  y muy bien arropada por Gerry Leonard: excelente guitarrista irlandés que delimitó unos maravillosos arreglos cuando compartían guitarra en el escenario mientras cubría rítmicamente a la compositora cuando abandonaba las seis cuerdas. En definitiva, una propuesta muy sencilla, a dúo, sin grandes pretensiones pero con un relicario comprometido al cual el tiempo no ha dañado.
 



Suzanne Vega + Larkin Poe
Madgarden Festival. 18/07/15. Real Jardín Botánico Alfonso XIII (UCM). Madrid.
Crónica y fotos: Marina Sanz Domínguez y Javier Alonso Juliá 
Si el día anterior habíamos disfrutado como enanos con The Divine Comedy, la tarde-noche del sábado no pudo ser más gratificante en el Madgarden Festival.
Con un poco de retraso sobre el horario marcado aparecieron sobre el escenario Larkin Poe. No habíamos escuchado nada de este grupo y fue todo un descubrimiento. La hermanas Rebecca y Megan Lovell nos dejaron boquiabiertos con su propuesta de americana, folk rock, blues, rock o r&b. Conocidas anteriormente por el grupo de folk, The Lovell Sisters, en el que actuaban con su hermana Jessica, pero con un toque más bluegrass y sonido acústico. Ahora se han electrificado y han adquirido un tono al más estilo Jack White, Fleetwood Mac o Sheryl Crow. La imponente voz de Rebecca y su potente guitarra, unidas a la precisa slide guitar de Megan consiguieron meterse al público en el bolsillo. Sonaron temas de su primer álbum, "Kin", como "Jailbreak", "Elephant", "Jesse" e incluso la versión de "Bang Bang (My Baby Shot Me Down)" de Cher. Tras el concierto muchos de los asistentes nos abalanzamos a conseguir su disco en cd o vinilo. De agradecer a la hermanas que se pasaran por el stand para firmar, charlar y fotografiarse con los que allí estuvimos. 

En un escenario prácticamente vacío de instrumentos, apareció la gran Suzanne Vega y el guitarrista Gerry Leonard. Todo un regalo para los sentidos volver a tener la oportunidad de ver a esta gran artista, que el pasado año editó un nuevo trabajo, "Tales from the Realm of the Queen of Pentacles". Ellos dos se bastaron para ofrecernos una actuación muy especial, intimista y llena de vitalidad. 
El setlist fue un repaso a su trayectoria incluyendo temas de su nuevo lp. Comenzó con "Fat Man and The Dancing Girl" de "99.9ºF". Volvió a sus orígenes para interpretar "Marlene on The Wall" con sombrero de copa incluido. Tema tras tema tu mente se introducía en el mundo de Suzanne, desgranando cada una de las canciones que salen de esa inimitable voz. Le tocó entonces el turno a su nuevo álbum con temas como "Crack In the Wall" o "Jacob and the Angel", los cuales en directo ganan fuerza. 

"Left of Center" sonó impresionante tanto a nivel instrumental como por la voz de Suzanne. La versión de "Blood Makes Noise" nos gustó casi más que la original. 
Llegó entonces la guitarra de doce cuerdas para recordar otro de los grandes temas "The Queen and the Soldier". Gerry continuó con el espeluznante sonido de la de doce cuerdas en "Harbor Song". El rock se adueño del escenario con "I Never Wear White" y "Some Journey" nos llevó a los dos temas que hicieron grande a Suzanne, "Luka" que interpretó en castellano para deleite de los asistentes y "Tom's Diner". No existen palabras que describan la sensación de poder volver a escuchar en directo estos temas que han formado parte de nuestras vidas.

Tras los aplausos y abandonar por unos instantes el escenario, volvió Suzanne para regalarnos "Gypsy", "In Liverpool" y la dedicada a Granada y la Alhambra "Rosemary". 

Su voz parece no haber envejecido con el paso de los años y sus temas siguen siendo inmortales. Concierto perfecto que nunca hubiéramos querido que acabase.
 






Suzanne Vega es una de las artistas estadounidenses más admiradas y respetadas internacionalmente. Su primer disco fue homónimo y se lanzó en 1985. Sin duda, el reconocimiento a nivel mundial le llegó con las canciones "Tom’s dinner" y “Luka”, que forman parte de la Historia de la música. Tras numerosas publicaciones y colaboraciones con artistas de renombre como David Bowie, Vega ha vuelto a demostrar su talento único y personal con la publicación del nuevo álbum de estudio “Tales from the Realm of the Queen of Pentacles” .


Suzanne Vega, Una noche en la Vega
Por Enrique Novi
Jueves 14 de mayo 2009 Parque Federico García Lorca / Granada
Encuadrada dentro del programa del Festival Internacional de Poesía Ciudad de Granada, la actuación de Suzanne Vega era una de las perlas de un certamen que inunda la ciudad con sus múltiples actividades y que en pocos años se ha consolidado gracias al tesón de sus organizadores. Alguien debería felicitarles por su empeño, su dedicación y sus logros. 

Aferrada a su guitarra acústica, con el acompañamiento a la eléctrica de Gerry Leonard y la presencia de un traductor –que se note el ascendente cultureta del acto y su vocación literaria, como la de la propia cantante-, Suzanne Vega se mostró firme en sus convicciones e implicada con la recepción del mensaje tanto como clara y sedosa sigue siendo su voz, frágil en una primera impresión pero determinada en la larga distancia. 

Consciente de la singularidad del lugar donde actuaba, dijo haber modificado su percepción de la obra de Lorca después de conocer algunos rincones que formaron parte de su vida, y demostró haber captado el espíritu de la ciudad cuando planteó al respetuoso público cuál podría ser el carácter de Granada si fuera una mujer. Alguno se atrevió a manifestar sus sugerencias y ella esbozó con unos pocos rasgos una silueta bastante aproximada en la que muchos reconocimos a la ciudad de nuestros amores y nuestros pesares. Atenta e intuitiva, reivindicó asimismo su procedencia neoyorquina ante la errónea información de un medio local que la identificó como californiana. Militante ciudadana de la gran manzana, aunque nacida en Santa Mónica, quiso puntualizar su sentimiento de pertenencia al lugar donde reside y en el que, emulando a sus héroes de juventud, se formó como cantante folk. 

Corría la década de los 80 cuando trataba de hacerse un hueco tocando en las coffeehouses del Greenwich Village, el barrio en le que emergió el movimiento que revitalizó el folk y exportó la canción protesta al resto del mundo en los 60. En cierto modo logró su anhelo cuando en la segunda mitad de los ochenta, junto a otras compañeras de viaje y de generación como Tracy Chapman, Michelle Shocked o las Indigo Girls, la música intimista y natural deudora del folk vivió una etapa de esplendor. Seguramente ninguna otra alcanzó el estrellato con tanto fulgor como ella con su universal tema Luka, una sencilla y conmovedora historia sobre el maltrato cantada en primera persona que a partir de entonces ha marcado el resto de su carrera. 

No puede quejarse en verdad Suzanne Vega de la popularidad obtenida con la canción, pues seguramente fue la principal responsable del enorme poder de convocatoria que su concierto despertó. Así pues, junto a algún tema nuevo fue dejando caer los más logrados de su repertorio –The queen and the soldier, Marlene on the wall o Liverpool- hasta que, conciente como es de su peso dentro de él, cerró con una versión de Luka que interpretó con un par de estrofas en español, y otra de Tom’s dinner a capella que el público acompañó con las palmas. “No siempre puedes obtener lo que quieres, pero si lo intentas, consigues, al menos, lo que necesitas” cantaban The Rolling Stones. Vega consiguió que el personal se marchara satisfecho de haber obtenido lo que necesitaba en una apacible noche de primavera en la Vega.


Suzanne Vega (Festival Únicas)
30/10/07. Teatro Calderón. Madrid.
Fotos y crónica Javier Alonso Juliá y Marina Sanz Domínguez

El martes 30 de Octubre, tuvimos la oportunidad de disfrutar de uno de los regresos musicales, que muchos estábamos esperando. Suzzane Vega, la gran cantautora de Folk Pop de los ochenta, ha vuelto al panorama musical con un nuevo álbum "Beauty & Crime". Desde la publicación de su sexto álbum "Songs in Red and Gray" en 2001, no teníamos noticias de esta gran artista que allá por 1987 sorprendía al mundo con su tema "Luka", incluido en su segundo álbum "Solitude Standing". Este silencio musical se ha roto en 2007 con la publicación de su disco homenaje a la ciudad que la ha visto crecer, Nueva York.

El concierto tuvo lugar dentro del III Festival Únicas, el primero en la capital. Un Festival Internacional de Grandes Intérpretes Femeninas, que  quiere mostrar la gran importancia musical y la generosa aportación que las voces femeninas tienen desde hace muchos años en los diferentes géneros: de la ópera al pop y del jazz a la música étnica. Este año podremos disfrutar de Maria Friedman, Ani Choying Drolma, Mísia y Andrea Corr.

Suzanne Vega fue la encargada de inaugurar este festival en un enclave realmente excepcional, el Teatro Calderón. Pasadas las 21.30, la californiana afincada en Nueva York, salía al escenario vestida con gabardina negra y gorro, para comenzar con uno de sus temas más emblemáticos "Tom's Diner" a capella. El público quedo prendado con este comienzo tan excepcional, podía verse en sus caras. 
El grupo que la acompaña Benedict Butler (Guitarra), Laila Biali (Teclados), Michael Visceglia (Bajo), Douglas Yowell (Batería) fue saliendo al escenario durante el tema, para acompañarla en el segundo tema de la noche "Marlene On The Wall", de su primer álbum.

Suzanne se mostró muy comunicativa con el público, contándonos las historias que habían dado forma a los temas que fue desgranando durante la actuación.

Comenzó entonces con los temas de su nuevo álbum, como "Ludlow Street" y "New York is a Woman". Su inseparable guitarra acústica nos deleitó durante toda la noche, para acompañar a una de las voces más importantes del movimiento de  compositoras e intérpretes femeninas de folk-pop acústico, entre las que cabe destacar a Tracy Chapman o Shawn Colvin.

"Caramel" dio paso a otro de sus nuevos temas "Frank & Ava", donde el público la acompañó con palmas. Durante toda la actuación se creo una conexión entre ambas partes realmente emocionante. 

Sola sobre el escenario y con su guitarra acústica interpretó "Gipsy". Le siguieron "I'll Never Be Your Maggie May", "Left Of The Center" y "Blood Makes Noise", en las que se hizo acompañar por el bajo de Michael, que sonó espectacular. El sonido del recinto fue perfecto y pudimos disfrutar de la voz de Suzanne como en ningún otro sitio podría haber sonado. 

De nuevo todo el grupo saltó al escenario para interpretar "Angels Doorway",  "Pornographer's Dream" y "Unbound", de su nuevo álbum. 

"Liverpool" dio paso a uno de los temas que conmovieron al mundo y que la han llevado al éxito, "Luka". Con solo los primeros acordes de este tema, uno evoca esos recuerdos de la época en la que se radiaba este tema por las ondas. Una canción que podría decirse no puede faltar en una buena colección, y que nunca se olvidará.

Una versión más movida de "Tom's Diner" fue la encargada de llevarnos hacia el final de la actuación. Tras este tema Suzanne y el resto del grupo se retiraron durante escasos minutos, para volver al escenario tras la ovación del público que aún quería más de esta artista universal.

"Bound" fue la siguiente en el repertorio. Al finalizar, el público hizo varias peticiones y una de ellas "The Queen and The Soldier", fue la elegida. El público rompió en aplausos y nuevamente volvieron al backstage. 

Por segunda vez y a petición del público salió Suzanne para dar las gracias a un público realmente entregadísimo y respetuoso, y que conquistó el corazón de la californiana, que parecía sentirse como en casa. "Zephyr & I" fue el tema que cerró la noche. 

Las calles de Nueva York parecieron trasladarse a Madrid, gracias a las canciones de esta gran artista, que desde sus inicios ha sabido como contarnos historias cercanas y que nos llevan cautivando desde hace veintidós años. 
Si hubiera que puntuar esta actuación, deberíamos otorgarle un diez, por Suzanne, el recinto y el sonido, que estuvieron a la altura de las circunstancias en todo momento. Seguiremos disfrutando en casa con sus discos, hasta que tengamos la oportunidad de volver a verla sobre los escenarios españoles, que esperemos sea en poco tiempo.


Biografia

Suzanne Vega nace en Santa Mónica el 11 de Julio de 1959, y a los dos años su familia se traslada a Nueva York. Realiza los estudios superiores en la escuela de arte Barnard College. Siguió sus estudios hasta que la atracción por el folk de los clubes de Greenwich Village fue demasiado fuerte para ella. A partir de ese momento se convierte en una cantautora asidua de estos clubes. 
Firma un contrato con A&M Records en 1984 y realiza su primer trabajo en 1985, sin alcanzar grandes éxitos. El segundo trabajo de la artista se ve totalmente diferente, Solitude Standing, y la canción Luka se convierte en todo un éxito en 1987 para sorpresa de todos, consiguiendo un disco de oro. 
Vega tarda tres años en realizar su siguiente disco, Days of Open Hand (1990), que fue todo un fracaso comercial, pero pocos meses después los DJs de Inglaterra hacen una versión dance de la canción a capella Tom's Diner del álbum Solitude Standing, conviertíendose en otro hit. 
En su siguiente entrega ( de 1992) 99.9° F., Vega decide experimentas con ritmos del dance alcanzado un resultado más que interesante pero sin reportarle el merecido éxito. El último trabajo de la cantautora data de la primavera de 2003 - Retrospective: un colelctivo de todo su mejor canciones.
Una artista excepcional
Ampliamente reconocida como una de las cantautoras más brillantes de su generación, Suzanne Vega emergió a comienzos de la década de los 80 como una de las figuras líderes del reconocido revival de la música Folk, cantando y  haciéndose acompañar tan sólo por  la guitarra con creaciones únicas en clubs del Greenwich Village y cantando lo que se denominó más tarde como Folk contemporáneo o neo-folk.

Desde la publicación de aquel álbum homónimo aclamado por la crítica allá por 1985, Suzanne ha dado conciertos con Sold-outs en muchos de los mejores recintos del mundo. En sus actuaciones, aunque están desprovistas de tono dramático, Suzanne transmite una profunda emoción, y es que canta en un distintivo y claro, un tono vibrato encantadoramente poderoso que ha sido descrito como un emotivo susurro seco que rasga las emociones más profundas.

Con el distintivo de una narradora magistral que “observa el mundo con un ojo clínico y poético”, las canciones de Suzanne siempre han tendido a centrarse en temas como la vida en la ciudad, la gente común, y el mundo cotidiano. Su trabajo es inmediatamente reconocible por su claridad reflexiva, por su creatividad y musicalidad, tanto ahora como lo fue cuando se escuchó su voz por primera vez hace más de 30 años en la radio.

Suzanne Vega nació en Santa Mónica, CA, pero creció en el Harlem hispano y en el Upper West Side de New York. Estuvo muy influenciada por si madre, una analista de sistemas, y por su padrastro, el escritor puertorriqueño Egardo Vega Yunque. Creció con una mezcla musical y multicultural en casa: Motown, bossa nova, jazz y folk. A la edad de 11 años, cogió por primera vez una guitarra y  en la adolescencia ya escribía sus propios temas.

Suzanne estudió danza en la High School for the Performing Arts de New York y más tarde asistió al Barnard College donde se graduó en Literatura inglesa. Fue en 1979 cuando asistió a un concierto de Lou Reed y esto hizo que ella empezara  a encontrar su  vena artística como cantautora  con su distintiva visión para el folk contemporáneo.

Mientras que ejercía de recepcionista durante el día, Suzanne compartía su trabajo con sus actuaciones en el Greenwich Village Sonwriter´s Exchange durante la noche, lo que la llevó pronto a tocar en lugares míticos como The Botton Line y el Folk City.  Su palabra se extendía y las audiencias prestaban atención. Al principio, las compañías de discos no vieron un gran potencial para el éxito comercial. La Demo de Suzanne fue rechazada por las compañías discográficas más importantes y dos veces por la compañía que, finalmente y de manera eventual, la contrataría: A & M records. Su álbum homónimo fue publicado en 1985, coproducido por Steve Addabo y Lenny Kaye, el guitarrista de Patti Smith. Los escépticos ejecutivos de A & M Records esperaban vender como máximo unos 30.00 Lps. 1.000.000 de copias más tarde, era evidente que la voz de Suzanne Vega resonaba en todo el mundo. “Marlene on the Wall” fue una sorpresa en UK y Rolling Stone incluyó el álbum en los 100 mejores discos de la década de los 80.

En 1987, ‘Solitude Standing’, de nuevo producido por Addabo y Kaye, la encumbró al estatus de estrella. El álbum fue número 2 en UK y número 11 en los USA, fue nominada para 3 premios Grammys, incluyendo la nominación a disco del año y fue platino. “Luka” es una canción que ha entrado a formar parte de la historia de la música que trata sobre los abusos a un menor.

La acanción que abre ‘Solitude Standing’ fue una extraña pieza a capella, “Tom´s Diner”, sobre un restaurante cercano a la universidad de Columbia. Sin el permiso de Suzanne, fue remezclado por el dúo de música electrónica DNA, y titulado “Oh Suzanne”. Repentinamente su voz en esta melodía oscura, sonaba en los recintos más inesperados;  los clubs de baile. Suzanne permitió la publicación del remix de “Tom´s Diner” bajo el título original y llegó al número 5 del Billboard americano y el tema fue disco de Oro. En 1991, una compilación del disco de Tom Diner, junto el tema oficinal y otras versiones del tema. Mientras esto ocurría, Karlheinz Brandenburg, el programador informático alemán, estaba ocupado desarrollando la tecnología que más tarde se llamaría MP3. Él encontró la voz de Vega como el tema perfecto para testear la pureza de la compresión de audio que él quería perfeccionar. Es por ello que Suzanne Vega tiene el apodo de “La Madre de el MP3”.

Suzanne coprodujo el siguiente álbum con Anton Sanko, ‘1990 Days of Open Hand’, que ganó el Grammy por el mejor diseño de álbum. El disco también  incluyó un arreglo  de cuerdas minimalista por el compositor Philip Glass.  Se asoció con el productor Mitchell Froom para ‘99.9F’ de 1992. El sonido del álbum instigó descripciones tales como "industrial popular" y "technofolk". Además de disco de Oro, ‘99.9F’ ganó un Premio de la Música de Nueva York como Mejor álbum de un Artista Rock. En 1996, Vega regresó con los igualmente audaces Nine Objetcs of Desire, también producido por Mitchell Froom, que por entonces era su marido. “Woman        On        The        Tier        (I’ll        See        You        Through)” fue lanzado en la banda sonora de ‘Dead Man Walking’. A través de los años, también se la ha escuchado en las bandas sonoras de ‘Pretty In Pink’ ("Left Of Center" con Joe Jackson) y ‘The Truth About Cats & Dogs’, y ha contribuido a otro tipo de proyectos tan diversos como la recopilación ‘Disney Stay Awake’, ‘Grateful Dead tribute Deadicated’, ‘Leonard Cohen tribute Tower Of Song’, y ‘Pavarotti & Friends’. 

En 1999, ‘The Passionate Eye: The Collected Writings Of Suzanne Vega’, un volumen de poemas, canciones, ensayos y artículos periodísticos fueron publicados por Spike / Avon Books. En el 2001, regresado a sus raíces acústicas para su primer nuevo álbum en cinco años, el favorito de los críticos , ‘Songs in Red and Gray’. El estilo neo-folk de Suzanne ha dado paso a una generación de cantautoras folk-pop  y a un movimiento que incluye a compositoras de  la talla de Tracy Chapman, Shawn Colvin e Indigo Girls. En 1997, Suzanne se unió a Sarah McLachlan en su gira Lilith Fair que celebraba la voz femenina en el rock y el pop. Ella era una de las pocas artistas invitadas a volver cada año. Suzanne también fue anfitriona de la serie de la radio pública ‘American Mavericks’, trece programas de una hora de duración con  las historias y la música de míticos compositores clásicos y actuales, que revolucionaron las posibilidades de la nueva música. El espectáculo ganó el Premio Peabody por Excelencia en Radiodifusión. 

En 2007, Suzanne realizó ‘Beauty & Crime en Blue Note Records’, una reflexión personal de su New York nativo en la época de la pérdida de su hermano Tim y la tragedia del 11 de Septiembre. Producido por  Scotsman y Jimmy Hogarth, el álbum ‘Beauty and Crime’ incluye temas como “New York is a woman” y Ludlow Street”. ‘Beauty and Crime’ es ese álbum raro de un artista en su tercera década, un álbum que es tan original y brillante como el primero. ‘Beauty & Crime’ ganó un Grammy por Best Engineered Album de música no clásica.

En 2006, Suzanne se convirtió en la primera artista real en actuar en directo en el mundo virtual Second Life. Ella ha dedicado mucho de su tiempo y energía a causas de beneficiencia, especialmente con Amnistía internacional, Casa Alianza, y la Coalición Save Darfur. 

Suzanne Vega es un artista que no deja de sorprender... Pionera entre la canción de autor, Suzanne se ha embarcado en un proyecto para volver a imaginar su propio repertorio desnudo y de manera íntima, y lo ha hecho con la creación de 4 álbumes temáticos que publicó en el transcurso de 2010. Los cuatro álbumes son: ‘Love Songs’; ‘People & Places’; ‘States of Being’; ‘Songs of Family’. 

En 2012 grabó en directo en el Barbican Center de Londres un doble disco CD titulado ‘Live at the Barbican’, que vio la luz este año. En 2014, Suzanne presentará un nuevo trabajo del que esperamos dará alguna pista en su presentación a mediados de este próximo mes de octubre de 2013 en España.

Discografia
Suzanne Vega (85), Solitude standing (87), Days of open hand (90), 99.9º F (92), Nine objects of desire (97), Songs in red and gray (01). 


www.suzannevega.com




INDYROCK * SERVICIOS MUSICALES
Productoras
Estudios
Locales de ensayo
Salas de conciertos
Tablón de anuncios
Concursos
Academias de música
Realización de clips

IndyRock * Latinoamérica 
INDYROCK * INICIO


vídeopromoción








VÍDEOS DE DIRECTOS
Archivo histórico de IndyRock Magazine



.



--
 
Copyright IndyRock ©
TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización total o parcial, de los contenidos de esta web...
Leer más y Política de privacidad
 
Contenidos informativos
Agenda de conciertos
Concursos
Noticias
Productoras
Tablón de anuncios... y + Más

Revista electrónica creada en 1997
Home * Portada
Servicios publicitarios
Créditos | Qué es IndyRock
info@indyrock.es

Naturaleza  y divulgación científica
waste.ideal.es
Dirección y edición
waste@diarioideal.es