--
.



* PÁGINAS Y AGENDAS


Entrevista y nuevo disco 2005
"La rabia y el escepticismo han estado siempre en mis canciones"
Planta Baja, Fiesta con Jota, Lapido, Antonio Arias, Fotos y crónica
Festival  Zaidín, 05 Fotos y crónicas 
Del Ayo / Lapido Fotos 05
Lapido en IndyRock + info y fotos
.

Lapido
02-12-05 Industrial Copera, Granada
Organiza Musiserv
Fotos Merche S Calle / J. E. Gómez © IndyRock 



Lapido: ¡Monstruo! 
Sala Industrial Copera - 2 de diciembre 2005 
Por Juan Enrique Gómez / IndyRock 
Ha demostrado que su apelativo de "maestro" sigue vivo y con más vigencia que nunca. José Ignacio Lapido, ha llegado, a juzgar por los gritos de "¡Monstruo!" de sus seguidores, a un estadío superior, directamente integrado en el Olimpo de la creación. Y la realidad es que llevan razón, José Ignacio demostró, en su concierto de la Industrial Copera, en su tierra, que está en su mejor momento, que en estos casi diez años desde la separación de 091, ha logrado madurar un concepto y llevarlo a cotas que saltan el listón del mejor rock and roll de todos los tiempos. Para muchos, incluidos algunos ex miembros de Los Cero, «ha estado enorme, mejor que nunca». Lapido ha logrado una evolución perfecta. Sus composiciones se han hecho aún más personales, introvertidas, rabiosas, cargadas de matices. Rock sin miedo, sin inhibiciones ni complejos, a pesar de que no corren buenos tiempos para la música de siempre. 
Lapido hacía en la sala Industrial Copera, ante sus seguidores y el "todo" musical de la ciudad de la Alhambra, un repaso casi completo de su último disco, publicado en el mes de octubre, "En otro tiempo, en otro lugar", un recorrido que seguía casi al pie de la letra (al menos en los tres primeros temas), el orden del álbum, simplemente porque está perfectamente concebido, enlazado como un concepto personal. Temas como "Bellas mentiras", "De espaldas a la realidad", mostraban a un perfecto comunicador de sensaciones, de vivencias y un creador de himnos, de mensajes coreados al viento, como en "Escrito en la ley" y "La antesala del dolor". Lapido se sentía bien ante un público entregado, tanto como para que dijese que estaba en la mejor ciudad, en su ciudad. No dejó pasar algunos de los viejos temas de 091, son sus canciones, sus raices y la esencia desde la que ha partido para convertirse en el poeta del rock que hoy impacta a todo aquel que se acerca a sus canciones. 
El concierto de Granada tenía una importante ausencia, el batería de siempre, Antonio Lomas, ha abandonado la formación. En su lugar, una presencia de lujo, Popi González (Manía Estereo y four of Us) que a partir de ahora pasa a formar parte de la banda de Lapido. También era el último concierto con José Ignacio de Sergio Martín, que también abandona la formación. Se mantiene el imprescindible Víctor Sánchez, la segunda guitarra en una banda que forma un todo en uno con José Ignacio, con la cada vez más marcada presencia de los teclados de Raúl Bernal. 
23-06-05 Palacio de Deportes, Granada
Fotos Merche S Calle © IndyRock 





Nuevo disco de José Ignacio Lapido
Octubre 2005 / "En otro tiempo, en otro lugar", es el título del tercer álbum en solitario de José Ignacio Lapido, que fuese compositor y guitarrista de 091. Para esta ocasión Lapido se ha decidido por la autoproducción y ha creado el sello Pentatonia Records. Este trabajo aparece en el mercado con distribución de El Diablo. José Ignacio ha trabajado durante más de un año en este álbum que contiene 12 canciones, que han sido grabadas en los estudios Producciones Peligrosas, acompañado de su banda de siempre. Parte de estas canciones tuvieron su estreno en el concierto que ofreció en el mes de junio en el Palacio de Deportes de Granada.
"La rabia y el escepticismo han estado siempre en mis canciones"
Entrevista con José Ignacio Lapido
Por J. E. Gómez / IndyRock
Octubre 2005
José Ignacio Lapido llega a su tercer álbum en solitario, ¿Creías que sería posible llegar a tres discos tras la disolución de 091?
Cuando 091 nos separamos, no sólo me parecía imposible llegar a tres discos, sino el mismo hecho de grabar uno solo sin mis compañeros. En aquel momento estaba muy confuso. Fueron 14 años juntos y de pronto empezar de cero. es como si te dejan en mitad del desierto con una cantimplora medio vacía. En cualquier caso hice esa travesía del desierto y grabé mi primer disco y desde entonces no he parado. El hacer éste ha sido una tanto más laborioso ya que a mis habituales labores de cantante, guitarrista, compositor y productor se ha unido la de editor. El hecho de sacarlo con mi propio sello ha consumido gran parte de mis energías.

-"En otro tiempo, en otro lugar", parece abundar en sentimientos con una cierta rabia... ¿es cierto?
La rabia es un sentimiento muy aprovechable literariamente hablando. Humanamente también, no hay por qué estar todo el día sonriendo. Hay cosas en la vida que si no te provocan furia o desazón es porque algo falla. Tanto la rabia, como el escepticismo siempre han estado en mis canciones y en mi vida. Tomo café con ellas todas las mañanas.

-¿Compartes la idea de que  se han incrementado los detalles, los arreglos, incluso el virtuosismo?
Bueno, virtuosismo no es una palabra que me guste demasiado. Yo soy muy imperfecto como músico e intento huir a toda costa de la exhibición gratuita de "maestría" instrumental. Prefiero centrarme en la canción. En cualquier caso, en este disco hemos trabajado mucho los arreglos. La banda que me acompaña (Víctor Sánchez, Antonio Lomas, Sergio Martín y Raúl Bernal) han hecho un gran trabajo. También ha colaborado Quini Almendros tocando una estupenda steel guitar en "Cuando la noche golpea el corazón". Intento que los arreglos no se coman la canción, pero que tampoco vaya por ahí desnuda la pobre, pero eso sí: hay que vestirla con la ropa adecuada.

-Algunos quizá echen de menos una evolución hacia otros caminos del rock, ¿mantienes la idea de que hay que hacer lo uno siente sin dejarse llevar por modas o tendencias?
Nunca he sido un músico de bandazos estilísticos. Desde que empecé en esto, hace ya un montón de años, he visto cómo se han ido sucediendo las modas en la música pop. Te aseguro que no hay nada más patético que la tendencia que tienen algunos a  acomodarse al "sonido del momento". Yo, tal vez, sea demasiado inmovilista, aunque no lo creo. Si tú pones un disco de los Cero y uno mío verás que no se parecen en mucho. Y si pones mi primer disco y éste último te darás cuanta de que hay una evolución, sutil, pero evolución al fin y al cabo. Lo que no puedo hacer es engañarme a mí mismo. La música que me gusta es la que es y no otra.

-¿Cuál es tu definición de "En otro tiempo, en otro lugar", y por qué ese título?
Es el resultado de tres años de trabajo. Doce canciones seleccionadas de entre otras muchas. La teoría de Darwin aplicada al rock'n'roll. Las que han sobrevivido a la quema. El título hace referencia a la reencarnación, en la que, por supuesto, no creo.

-Me impacta especialmente la canción "Rincones Secretos", muestra un Lapido mucho más hecho. ¿Te sientes más maduro, no en edad, sino en creación musical?
Sí, sí, en edad también. No lo vamos a ocultar: Ya no soy ningún veinteañero, qué se le va a hacer. Musicalmente uno no para de madurar. Siempre se aprenden cosas y, lo más importante, uno se da cuenta de sus errores. "Rincones secretos es una "metacanción". O sea una canción que habla de canciones. Del dolor espiritual que puede causar la creación. Componer una canción, aunque al final sea algo gozoso, tiene ciertamente algo de agonía, de lucha.

-Mantienes la banda de siempre, con los incombustibles, Víctor Sánchez y Antonio Lomas. ¿Sería posible el sonido Lapido sin ellos?
Bueno, desde que empecé mi carrera en solitario he tocado con músicos diferentes: mi hermano Víctor, Jesús Torres, Alex Bedmar, Popi González, el desgraciadamente fallecido Carlos García, Once Vargas... a todos ellos les estoy infinitamente agradecido por haber puesto su talento al servicio de mis canciones. Lo cierto es que desde hace tres años, mi banda está más estabilizada y eso se tiene que notar a la fuerza. Ahora, para la grabación de este disco ha habido una nueva incorporación, se trata de Raúl Bernal que toca piano y órgano.

-Se que se ha cuidado especialmente la grabación, con Carlos Díaz como técnico ¿Estás más satisfecho que con otros trabajos?
He intentado cuidar, en la medida de mis posibilidades, todas las grabaciones que he hecho. Siempre he grabado en el mismo estudio, Producciones Peligrosas. Unas veces ha ejercido como ingeniero JASS (en Ladridos del perro mágico y Música Celestial) y otras su hermano Pablo Sánchez (en Luz de Ciudades en llamas). Ahora, en este disco, el control de los aparatos ha estado a cargo de Carlos, y ha sido una gran ayuda para que esto tuviera un buen fin. Lo que caracteriza a los técnicos de Producciones Peligrosas es que todos, además de expertos en sonido, son músicos y eso ayuda mucho a la hora de entendernos: hablamos el mismo lenguaje.

-¿Sigue dando un cierto miedo el escenario, a pesar de los muchos años sobre las tablas?
Siempre da miedo, pero intento guardar la compostura.

-¿Qué tal la experiencia de compaginar escribir guiones, con artículos periodísticos y, a la vez, componer... no debe ser fácil multiplicarse?
No, ciertamente no. Son actividades completamente distintas y tienes que cambiar radicalmente de registro entre una y otra, Pero tienen algo en común, todas ellas están expuestas a un escrutinio público, lo quieras o no siempre te da la sensación de estar haciendo el triple salto mortal sin red.

-¿De qué forma recuerdas a Los Cero? ¿Qué sensación percibes cuando participas en un festival en el que también hay otros miembros de 091 en el escenario, aunque en bandas diferentes?
Los  Cero son algo que formará siempre parte de mí. 14 años juntos que fueron una bendición. Hubo cosas malas, pero con lo años sólo te acuerdas de las buenas. El compartir escenario con José Antonio o con mi hermano Víctor, que ahora toca con Lagartija, puede tener su morbo para el público pero no para mí. Nos llevamos perfectamente y lo vemos de una forma muy natural.

-Todos sabemos que la vuelta de 091 es un sueño imposible, pero ¿sería posible una reunión, quizá para el décimo aniversario, es decir el año que viene?
No lo creo, sinceramente.

-Ahora llega el momento de los conciertos de presentación... ¿Dónde podrá verse a Lapido?
La gira comenzará el día 4 de noviembre en el Teatro Calderón de Motril y estaré tocando hasta el día 16 de diciembre que acabaremos en Zaragoza. Cuando tenga la lista completa de fechas os la envío con mucho gusto.
 


Lapido, la intensidad del rock
Por J. E. Gómez / IndyRock
Junio 2005 / en el estudio de grabación
José Ignacio Lapido vuelve. Considerado como uno de los grandes compositores de los últimos tiempos, el que fuese guitarrista y alma mater de 091 está inmerso en la grabación de un tercer álbum en solitario. Durante el mes de junio ha estado encerrado en los estudios de Producciones Peligrosas, en Granada, para grabar las canciones a las que ha ido dando forma desde hace dos años. Prepara un disco que verá la luz, posiblemente, en el mes de octubre. "Serán canciones que mantienen el estilo de siempre, con intensidad, con las letras que me gustan", dice José Ignacio, que está convencido de que la evolución de un creador ha de caminar por lo que le gusta hacer, "y a estas alturas de curso no está uno para muchos cambios". El disco aún no tiene título, "como nos ocurre siempre, el título sale al final del trabajo". Incluso algunas canciones van cambiando cada vez que las tocan en el estudio de grabación. "Los temas tienen vida propia y cuando comienzas a ponerle instrumentación, arreglos... la canción puede cambiar... a veces para mejor, a veces para peor, y otras directamente las eliminas".
Para este trabajo Lapido se ha rodeado de su banda de siempre, con Víctor Sánchez, en guitarra y voces, Antonio Lomas en la batería, Sergio como bajista, y esta vez incorporan teclados, un instrumento poco habitual en las composiciones de José Ignacio Lapido.
Lapido ha adelantado ya algunas pinceladas de nuevos temas. Lo hacía en el concierto que ofreció el 23 de junio en el Palacio de Deportes de Granada, como invitado de Amaral. También mostraba en acústico uno de los temas, "Rincones Secretos" en el programa Evasión, de la emisora Teleideal en Granada. Todo su nuevo trabajo está cargado de intensidad, guitarras potentes, cadencias de rifs con el inconfundible estilo de este músico considerado como "el maestro". Las letras mantienen el cinismo y una gran carga emocional.
Lapido espera ofrecer una serie de conciertos en el verano e iniciará una gira en otoño, coincidente con la salida de su nuevo álbum.


INDYROCK * SERVICIOS MUSICALES
Productoras
Estudios
Locales de ensayo
Salas de conciertos
Tablón de anuncios
Concursos
Academias de música
Realización de clips

IndyRock * Latinoamérica 
INDYROCK * INICIO


vídeopromoción







VÍDEOS DE DIRECTOS
Archivo histórico de IndyRock Magazine


.


--
 
Copyright IndyRock ©
TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización total o parcial, de los contenidos de esta web...
Leer más y Política de privacidad
 
Contenidos informativos
Agenda de conciertos
Concursos
Noticias
Productoras
Tablón de anuncios... y + Más

Revista electrónica creada en 1997
Home * Portada
Servicios publicitarios
Créditos | Qué es IndyRock
info@indyrock.es

Naturaleza  y divulgación científica
waste.ideal.es
Dirección y edición
waste@diarioideal.es