VÍDEOS EN INDYROCK TV
Vídeos de directo, entrevistas, acústicos... Estrenos y premier. Grabaciones de producción propia, ofrecidas por los grupos, productoras y salas para la difusión de sus trabajos, a IndyRock TV, TELEIDEAL, ideal.es

Maga en 2005 y en 2011


..-------
.



* PÁGINAS Y AGENDAS

 
Biografía / Discografía 

Maga - A la hora del sol 2010
 5-11- 2009 Sala El Tren Granada, crónica Enrique Novi
La 2. Nitsa. 14/11/07
Maga en Chile
Domingo 12 de Noviembre 2006
Jueves 8 de junio de 2006 Madrid
Aires de intimismo
11-11-05 Industrial Copera, Granada
30 / 10 / 2004. Sala Capitol.  Santiago de Comspotela. 
 "Maga"  Limbo Starr 2004
Maga, el sueño se vuelve oscuro
jul 04
Alquimistas del Pop
.
Maga
 

Maga estará presentando su nuevo disco en una gira que pasará por doce ciudades.
La banda sevillana presentará "Salto Horizontal" en Córdoba, Granada, Madrid, Valladolid, Badajoz, Valencia, Murcia, Barcelona, Tarragona, Zaragoza, Almería y Málaga.

Seis años después Maga vuelve. Lo hace a lo grande, con un disco inmenso, un Salto Horizontal del que ya se han adelantado dos temas: “Por las tardes en el frío de las tiendas” y “Báltico”. Dos temas que muestran las dos caras de Maga, la del nuevo sonido, más brillante, mejor arreglado que nunca, pero sin olvidar todo lo que les ha hecho únicos: su profundidad lírica, la tremenda emoción que desbordan sus canciones y la sobrecogedora música que lo envuelve todo con delicadeza.  Esta mezcla ha maravillado tanto a los que ya eran seguidores del grupo como a aquellos que quince años después están descubriendo a una banda única en la escena del indie pop nacional.

 Regresa Maga además con una renovada propuesta en directo. Dos noches seguidas llenando la Sala Joy Eslava de Madrid, y un concierto inolvidable también con todo vendido en el Teatro Central de Sevilla han despedido una gira de quince aniversario que les ha dado fuerzas renovadas, y que ha sorprendido a todos por su fenomenal contundencia, musical y emocional. Maga ha vuelto y presenta las canciones del que es sin duda el mejor disco que ha hecho nunca. Si a esto le sumamos el imponente repertorio que ya acumula la banda, la que se presenta ahora es una gira imperdible. Un salto horizontal y hacia delante que les va a colocar en el lugar que siempre han merecido, en el de las bandas imprescindibles de la historia del pop rock en español.

 Maga estarán presentando Salto Horizontal en las siguientes fechas y ciudades:
2017
17 de marzo, Hangar Córdoba (Córdoba)
18 de marzo, Planta Baja (Granada)
23 de marzo, Joy Eslava (Madrid)
24 de marzo, Black Pearl (Valladolid)
25 de marzo, Sala Aftasí (Badajoz)
31 de marzo, Sala Wah Wah (Valencia)
1 de abril, Sala Rem (Murcia)
21 de abril, La 2 de Apolo (Barcelona)
22 de abril, Sala El Cau (Tarragona)
23 de abril, Sala Las Armas (Zaragoza)
28 de abril, Madchester Club (Almería)
29 de abril, La Cochera Cabaret (Málaga)


MAGA  publica su sexto disco 'Salto horizontal' el 24 de febrero
Tras 'Por las tardes en el frío de las tiendas', un primer single de adelanto que ha conquistado a viejos y nuevos seguidores de Maga con su luminosidad, llega 'Báltico', segundo avance de 'Salto horizontal', el anhelado próximo álbum del grupo sevillano.
Cuentan Maga que la primera vez que escucharon la maqueta terminada de 'Báltico' se emocionaron igual que quince años atrás cuando sonó otra maqueta, la de 'Diecinueve'. Fue aquella una canción que con el tiempo se convirtió en uno de los himnos más celebrados del grupo. 'Báltico' es una de esas canciones que solo podrían hacer  Maga, y también gozará de ese privilegio reservado a unas pocas escogidas. Este tema supone así una especie de puente entre los Maga de entonces y los de ahora. Una base rítmica marcada, de tono casi industrial, abriendo paso, como un rompehielos, a una bella historia de amor y de libertad. Las frías aguas del Báltico fundidas por el amor más cálido.
Dice Santi Balmes, de Love of Lesbian, a propósito de las canciones de este disco que:  "Lo de Maga es como bailar poesía. Azul, con destellos dorados". Bailemos 'Báltico' entonces. 


MAGA son:
Miguel Rivera, voz y guitarras.
Javier Vega, bajo.
César Díaz, teclados.
Juan Diego Gosálvez, batería.

“Satie contra Godzilla es el álbum más crudo de Maga”
Entrevista a Miguel Rivera (cantante de Maga) por Cristina Consuegra - IndyRock
A finales de 2011, vio la luz el esperado quinto álbum de estudio de los sevillanos Maga, Satie contra Godzilla (Mushroom Pillow), título antagónico, reivindicativo y descarnado -reflejo de las diez canciones que conforman el esqueleto de este trabajo- a través del cual la banda hace saber que, tras once años en esto que llamamos música, aún tiene mucho ruido por construir. Gracias a la publicación de este álbum, Maga parece haber alcanzado un estadio superior basado en la firme creencia en su sonido y en su capacidad para hacer las cosas tal como creen que deben ser hechas. Y es que esas diez canciones no sólo otorgan a la banda la posibilidad de adentrarse en territorios más eléctricos y contundentes, con estructuras musicales más sutiles y elaboradas, también encierran una autoafirmación muy necesaria en un panorama, como el musical, tan complejo, efímero y caprichoso. Aprovechando el concierto que el grupo sevillano ofrecía en el Teatro Cánovas, en Málaga, IndyRock ha charlado con su cantante, Miguel Rivera.


IndyRock.- Ahora que habéis paseado A la hora del sol (Mushroom Pillow, 2010) por gran parte del territorio nacional, que ya tenéis cierta perspectiva sobre el que ha sido vuestro punto de inflexión, ¿con qué os quedáis de este trabajo?
Miguel Rivera.-  Precisamente con eso, el que fuera nuestro punto de inflexión. Tras nuestro tercer largo, Blanco (2006), habíamos estado tres años y pico sin poder publicar por cuestiones burocráticas, parón que pudo destruirnos como banda, que pudo hacernos daño a nivel anímico, pero más bien fue lo contrario; A la hora del sol nos permitió aclararnos y reivindicar el sonido Maga, además a nivel personal aprendimos a tomar nuestras propias decisiones, coger las riendas de grupo, y prueba de esto es que nosotros planificamos la grabación del álbum -este disco se grabó antes de firmar con Mushroom Pillow-, todo fue gestionado desde el grupo. Resumiendo, de una situación que nos pudo haber debilitado a nivel personal y profesional, salimos fortalecidos y prueba de ello es el trabajo del que estamos hablando.

Hablemos del presente, ¿en qué momento aparece en vuestras vidas Satie contra Godzilla (2011), es decir, cuál es ese acorde, letra o canción que puede ser considerada semilla de vuestro quinto álbum de estudio?
El germen del álbum ya estaba en la gira de A la hora del sol. Como te he comentado, grabamos este trabajo antes de firmar con nuevo sello, por lo que teníamos el gusanillo de trabajar con material nuevo. Teníamos muchos arreglos en la recámara, cosas que queríamos probar, esto unido a que gozábamos de muy buena forma por la cantidad de conciertos dados y a que entró en juego Ramón Rodríguez (The New Raemon) quien nos vio en un concierto y nos comentó que los trabajos de estudio de Maga debían sonar tal como lo hacíamos en los directos, que esa energía que derrochamos sobre la tarima debía ser plasmada en un disco, pues todo ello hizo que nos animáramos a grabar nuevo álbum. Ramón nos habló de Santi García y su estudio Ultramarinos, así es como se dibujó en el horizonte trabajar con él. A partir de marzo/abril de 2011 nos pusimos a trabajar con las nuevas canciones y en junio de ese mismo año le propusimos al director de 365 días de festivales abrir el local de ensayo de Maga a todos aquellos que quisieran ver, a través de esta Web, cómo trabajamos; así es cómo surge “Tus cinco martes con Maga”, un experimento a través de dicha plataforma on line que resultó ser todo un acierto. Esta forma de trabajar hizo que nos centráramos más, es decir, al ser conscientes de que había gente observándonos, que formaban parte de este asunto con sus sugerencias o comentarios, ello nos obligó a rendir más, era como contraer una deuda con toda esas personas. La experiencia fue tan positiva que en julio nos metimos a grabar el álbum, álbum que salió sólo, en cinco días ya lo teníamos todo. 

Tal como acabas de comentar, para este quinto álbum de estudio habéis contado en la producción con Ramón Rodríguez (The New Raemon). ¿Qué diferencias habéis percibido respecto a anteriores trabajos? 
Pues mayor eficiencia. Fue llegar al estudio de Santi y a la hora de estar allí ya sonaba todo perfecto, lo cual corroboraba lo que nos contó Ramón sobre Santi. Todo cierto. Grabar en los estudios de Santi fue increíble, disfrutamos mucho, sonamos justo como queríamos: los amplis a todo trapo, el sonido poco edulcorado, muy crudo, prácticamente nula la post producción, sólo tuvimos que meter pistas adicionales para la voz. El sonido que recoge el álbum es justo lo que queríamos, un sonido crudo pero elaborado al mismo tiempo. Lo grabamos en cinco días, siquiera nos dimos cuenta. Eran jornadas de trabajo muy cómodas, horario tipo guiri, parábamos para comer a las 12 de la mañana y entrábamos a grabar de nuevo una hora y pico después; fue intenso y cómodo.

En cuanto a la composición, sois un grupo que parece cuidar tanto la letra como el sonido de las canciones. ¿Cómo habéis trabajado este aspecto?
Aquí encontramos otro gran cambio en Maga. Hasta el anterior trabajo, la composición de las canciones era un asunto muy individualista, responsabilidad que solía recaer sobre Javi (Bajista) o sobre mí. Trabajábamos en casa y llevábamos al local el 80 por ciento de las canciones ya elaboradas. A nivel lírico igual, ambos solíamos trabajar las letras en casa, digamos de manera más o menos habitual, es decir, haces una letra y se la pasas al compañero para que te cuente qué le parece. Para este álbum esto también se ha modificado, la composición de las canciones la hemos trabajado codo con codo en el local de ensayo, tanto Pablo (batería) como César (teclista) se han visto involucrados en este asunto. En cuanto a las letras, algunas las hemos trabajado en la intimidad, respetando la línea de trabajo mantenida hasta ahora,  pero en el caso de la letra de “Ver de otra manera” ha sido escrita entre Javi y yo con un folio delante y colocando una frase tras otra. La verdad es que la experiencia de la composición de este álbum ha sido muy buena, muy gratificante a nivel de grupo.

¿Cuál es la canción de Satie contra Godzilla que salió sola, a la primera?
“El gran final”, de hecho, su nombre de batalla en el local de ensayo era “Satie contra Godzilla”. Salió de forma automática, estábamos con una serie de arreglos que nos recordaba a Satie, esa delicadeza, pero al mismo tiempo tenía una base rítmica muy ruidosa, muy vibrante. Pablo, el batería, comentó que la canción podría recordar a una película en la que Satie lucha con algo del tipo King Kong o Godzilla. Este comentario lo dijimos en uno de los programas “Tus cinco martes con Maga” y un chico nos comentó que ese título sería perfecto para el próximo trabajo del grupo. Y nos pareció muy buena idea. Lo cierto es que esa pugna entre el lirismo, la sensibilidad, y ruido se recoge perfectamente en el título del álbum, es muy simbólico. 

Satie contra Godzilla tiene un buen número de singles potenciales, ¿por qué elegís “El Ruido que me sigue siempre” como puesta de largo del álbum? 
Bueno, eso es elección de la discográfica, no lo elige el grupo. Esto no quiere decir que nos lo hayan impuesto, ellos simplemente sugirieron que esta canción podía ser el single porque es la más radiable, la más pegadiza, por motivos diferentes. Sí es verdad que en este trabajo hay canciones muy diversas, incluso algunas de mayor calidad que “El Ruido que me sigue siempre”, pero todas comparten que no son canciones de desarrollo, sino que son canciones muy crudas, directas y honestas.

Habéis sido protagonistas de una gira extensísima, ¿qué es lo mejor de pasar tanto tiempo en la carretera?
Lo mejor sin duda es el directo en sí mismo, a nivel musical –material- y espiritual. El directo es nuestra principal fuente de ingresos y enriquecimiento espiritual; el que es músico de verdad sabe a lo que me refiero, la persona que siente la música como su espina dorsal necesita llevar al directo las diversas composiciones. El comienzo y fin de un álbum es siempre el directo; la grabación de un disco es algo frío, por eso necesitamos mostrar el trabajo en los conciertos, ver cómo reacciona el público, eso sí, siendo consciente de que cada lugar es distinto, hay lugares donde el público es cálido, activo, pasivo, etc. En definitiva, en la vida de un grupo lo radicalmente importante es el directo, ya que de esa vida una pequeña parte se destina a la composición y la grabación, el resto es conciertos y más conciertos. Si me permites, un poco a colación de lo que estamos hablando, me gustaría comentar que Maga es consciente de los tiempos que corren para todos, por eso, desde nuestro Facebook solemos regalar algunas entradas para nuestros conciertos, acción con la que queremos aportar nuestro granito de arena.

En los diversos conciertos que estáis ofreciendo y gracias a los cuales estáis dando a conocer Satie contra Godzilla, ¿cómo tratáis el álbum, es decir, vais a ser fieles al sonido que defendéis en este trabajo?
No nos vamos a limitar a tocar las canciones nuevas, eso te lo puedo asegurar. Nuestra idea es acercar todas nuestras canciones, las que componen los cinco trabajos de estudio más las del EP, Bidireccional, a ese nuevo estilo de Maga, digamos que las canciones de los trabajos anteriores se van a vestir con un nuevo pelaje más eléctrico y vibrante, digamos que hemos adaptado las canciones al sonido actual del grupo. El directo ha sido concebido como una fiesta y no queremos apabullar a la gente con el bloque de canciones del último trabajo, sino que iremos salpicando las canciones de Satie contra Godzilla con temas de anteriores álbumes. En definitiva, un directo en el que la gente vaya a disfrutar, un directo con mayor tensión, más festivo.

¿Qué canción definiría el momento personal y profesional que atraviesas?
Ahora mismo atravieso un momento agridulce, como mucha gente, motivado por la situación actual. Creo que del repertorio de Satie contra Godzilla la que mejor define este momento es “Ver de otra manera” ya que refleja el sentir general pero al mismo encierra cierta satisfacción, cierta esperanza.
Marzo 2012


Miguel Rivera (Maga) y Ramón Rodríguez (The New Raemon) en Barcelona por  Jessica Corrales y Raül Ruiz 

10-02.2011 sala Planta Baja Granada
Fotos Merche S Calle © IndyRock 
 


14  01  2011 La 2. Barcelona
Crónica: Francesca Tur - IndyRock
Fotos: Celina Bordino - IndyRock


 
 


 

Los alrededores de la sala 2 de Apolo lucían un ambiente por un lado dispar, por otro nostálgico. Al haber concierto en la sala grande se entremezclaban dos públicos, unos más oscuros, con gorras de colores llamativos y pantalones anchos y otros más ordenados. Ansiosos, jóvenes, parejas y grupos de los que compartieron juventud bajo las letras de Maga y ahora alaban al grupo en una madurez común. La sala va llenándose rápidamente, rebosa ojos de sorpresa, igual nadie esperaba que fuéramos tantos, y expresiones de emoción: había ganas de escuchar a los sevillanos, por fin, en la ciudad, con la banda al completo.
Un cuarto de hora de retraso y una ovación para dar la bienvenida a un cuarteto, que desde ahora, y hasta una hora y media después (allá es nada) no dejaron de sonreír, disfrutar y demostrar que de esta cita tenían ganas. Miguel apareció cambiado, elegante y guapo. Un corte de pelo a la moda, unos pantalones pitillo negros con cinturón de tachuelas, una camiseta roja manga larga y hasta chaleco. A Miguel, los años, le sientan bien, lejos ha quedado ese estilo desenfadado. Ahora se le ve feliz, conecta con el público, se deja llevar y ya no canta con los ojos cerrados. Empezaron creando ambiente. Miguel agachado, jugando con la guitarra y los efectos del amplificador, tapando cuerdas y empezando a integrar un sonido único. Poco a poco se levanta, se incorpora a esta atmósfera y será la batería, que tras tres golpes de platillo y una melodía que procede del bajo emparán con “Harás y Romperás”. Tema prefacio de lo que será esta noche mágica. Un paseo por su último disco “A la hora del sol” de manera romántica y cercana, como si se tratará de una pequeña sala donde todos andábamos sentados, con toques experimentales, profundos y musicalmente acabados, con ironías y ese que hacer tan sevillano. El inicio fue entrecortado, todo sonando demasiado fuerte y a Pablo, batería, y Javier, conduciendo el bajo, no se les veía contentos. Miguel continuará risueño hasta que al disparar “Sal y otras historias” se sucederán los trompicones. Miguel quedará cantando a fuerza de pulmón, hasta que todos pararán. Él como si nada, nos presenta el teclista, hará un par de bromas, y volverán a empezar. Un fallo que hará que ahora suenen más corales, ensamblen energías y la sala haya encontrado el sonido perfecto. Plenitud máxima y un público que canta, aplaude, les ríe y les hace fotos. Y es que la gente Maga, es muy Maga, muy fan, muy agradecida. Maga lo sabe y regalará todo lo que tienen dentro.  Miguel estará a gusto y alargará a ritmo de una guitarra rockera finales alargados, experimentaciones con los efectos sonoros y una conexión con cada uno de los miembros del grupo. El teclista cogerá la guitarra, Pablo jugará con los dedos y Miguel gracias a “ese dedo metálico” y esa pua que rasga las cuerdas, creará sonidos más rotos. Anunciará que es un placer estar en Barcelona, que tenían muchas ganas y que si no hay más problemas técnicos, “toca disfrutar”. “Sí, pero no soy” dejará claro que su último disco ha estado perfectamente trabajado, regalan rarezas y demuestran que en directo ganan una fuerza que da ganas de no perdérselos sobre el escenario (¿y no es hacia allá hacia donde camina la música?). Miguel nos felicitará porque el público se las sabe, irá bebiendo agua y jugará con esa potencia de voz tan personal, esa marca tan única. Dedicará a la ciudad “Último mar” y tras “Hoy” dirá un “Moltes gràcies”. Nos presentará un tema que hace tiempo que no tocan y nos deleitarán con un directo excelente de “Nubes a mi té”. Tras esta Miguel sonreirá y nos dirá “Ahora el momento teletienda”. Nos presentará “el típico organillo de regalo de comunión pero que es más de lo que parece; un aparato que permite samplear sonidos a ocho bits” . Nos lo irá mostrando, como si realmente, tuviera que vendérnoslo y se situará junto al teclista. Llamará a toda la banda (“Pablo, te puedes quitar el bajo, que no lo llevas pegado, sino enganchado”) y nos mostrarán como “el organillo” reproduce lo que tocan o cantan. Volverán a sus sitios y bajo un influjo de sonidos bien cosidos sonará, ni más ni menos, una versión totalmente en sintonía con los días que corren de su clásico “Dormido”. Tras este experimento tan bien logrado, Miguel cogerá la guitarra y nos deleitará con “El cristal por dentro”, una auto-versión que sonará con más personalidad que la que empaquetaron en el cd. Tras esta excelencia, una versión de Radio Futura (“Anabeli”) muy cañera, potente y desgarradora y tras esta, la sorpresa (¿había invitado especial?). Nos presentará a “The New Raemon” que aparecerá serio y tímido, muy a su estilo. Guitarra en mano y al lado izquierdo del escenario, se apuntará, con Maga como banda, una versión de “Astrolabios” espectacular. Tras la sorpresa nos dejarán con la canción que da título al disco que presentan “Martes” y “Silencio”  generarán el climax que anunciará el final y tras esta retomarán el sonido comunal, esa atmosfera tan bien jugada e introducirán, así sin más “Des-pis-te”, gran tema de lo que fuera su primer cd. Tras él, un gracias, unos saludos sinceros y desaparecen. El público sabe que no se fueron, pero los de Sevilla son (o tal vez eran) muy especiales. Vuelven y disparan, con una intro que nos despista, sin más “Agosto Esquimal”, donde Miguel hará coro con el público. Un juego de voces y esas rarezas de tono y melodía que sólo regala en los buenos directos. Finalmente, el gran tema que el público pedía: “Diecinueve”. Fuerza, potencia y energía, en sintonía con lo que fue toda la velada. 

Maga - A la hora del sol 2010
por Abel Guerola - IndyRock
Tras un recopilatorio que sirvió para cerrar una etapa y para resumir tres discos y dos eps excelentes, los sevillanos Maga reaparecen con un cuarto álbum bajo el brazo en el que se ve a primera vista que han cambiado muchas cosas: nuevo sello discográfico, Mushroom Pillow; nuevo baterista, Pablo Cabra; una portada en forma de collage multicolor que no tiene nada que ver con sus casi monocromos diseños anteriores… 
aunque puede que el cambio más importante se haya producido en la propia música de la banda.
Los Maga de "A la hora del sol" suenan más crudos y menos barrocos, y es palpable que el trío ha realizado un ejercicio de contención para despojar a sus canciones de casi todo lo superfluo. En este sentido, lo primero que llama la atención es que no hay tantos sintes ni arreglos de cuerda como en otras ocasiones. Es más, el grueso del disco se basa en los ingredientes más básicos del pop de toda la vida: una sola guitarra, bajo, batería y voz. Una voz que, además, suena más clara, entendible y en primer plano que nunca. En sintonía con esta sencillez musical las letras, uno de los puntos fuertes del grupo, se han hecho algo más mundanas y menos rebuscadas. 
Dejar tu música en su esqueleto y poco más es una operación a la que una banda se puede arriesgar sólo si las canciones que tiene entre manos son muy buenas. En este caso, Maga no siempre han conseguido caer de pie. “Silencio” (cuya letra habla, aunque no lo parezca, de la Semana Santa sevillana) “Último Mar” y “Hasta Despertar”, por ejemplo, son tres maravillas que suenan perfectas sin demasiados aderezos. Junto a estas, hay otro tres temas, “La balsa”, “Harás y romperás” y “Hoy”, de un gran nivel. Sin embargo, las cuatro canciones restantes no  están demasiado inspiradas y llegan a sonar, a un servidor le duele decir esto, casi a pop convencional. 
Lo cierto es que a muchos grupos se les perdonaría que sólo claven seis de diez temas en un disco. El problema de Maga es que la sombra aquella obra maestra que fue su debut es alargada, y hace que de ellos se espere siempre que cada nuevo disco sea, como mínimo, tan bueno como aquel. En este caso, desafortunadamente, no lo han conseguido. 
Maga + Bombones + Suéter 
jueves 5 de noviembre 2009 Sala El Tren Granada

Desaparecidos
por Enrique Novi - IndyRock
Uno de los números más populares que realizan los magos consiste en escoger al azar a alguien de entre el público y hacerlo desaparecer. Es verdad que entre medias han venido a tocar en alguna otra ocasión, pero si comparamos el número de asistentes que Maga logró meter en otra visita por estas mismas fechas hace ahora cinco años, comprobaremos que el número se ha reducido casi a la mitad. Desde luego, conseguir que desaparezca medio aforo es sin duda un buen truco, pero es justo reconocer que el mérito seguramente no es sólo suyo. Ya sabemos lo anémico del panorama del pop independiente nacional, pero que un grupo que, dentro de las limitaciones del indie, gozaba de cierto nivel de éxito baje de manera tan significativa el número de aficionados dispuestos a pasar por taquilla es un hecho que revela lo delicado del momento que atraviesa la escena musical española, que tampoco logra librarse de los nocivos efectos de la crisis. Aunque eso tampoco lo explica todo. La susodicha crisis es un saco en el que caben casi todas las excusas, pero también es cierto que Granada ha perdido el sitio como referente musical que tuvo hace unos pocos años debido a la dispersión y la falta de apoyo y continuidad de su programación musical. Pero dejemos de hablar de amor y de cadenas, y de cosas que no podemos desatar, Cohen dixit, y vayamos a la velada que reunió a tres bandas de diferente pelaje en la Sala El Tren la noche del jueves. Abrieron fuego los granadinos Suéter, un grupo de combustión lenta que cumple con los cánones éticos y estéticos de la religión indie. Con dos ep’s publicados y militante adscripción planetaria parecen no tener prisa por incendiar el mundo a su alrededor, un indicativo de que tal vez no sean tan jóvenes como creen. Tras ellos los sevillanos Bombones pusieron el brío sobre las tablas. Su propuesta es de más largo recorrido. Y no sólo por su mayor veteranía, que se manifiesta en su solvencia instrumental y su prestancia sobre el escenario, sino porque se nota una amplitud de referencias que pocas bandas pueden mostrar y que va del garage al power pop y que les lleva a cantar con las mismas garantías en inglés o en castellano. Finalmente llegó el turno de Maga que asomó entre los aplausos de sus incondicionales. Comenzaron su actuación con algunas de las canciones de su próximo álbum, previsto para primeros de año, pero como es costumbre, fueron sus temas antiguos los que mejor recibimiento obtuvieron. Su conciliación entre naturalidad y afectación funcionó con la vestimenta preciosista con que arreglan su música. Sin renunciar a los mismos referentes en los que se fijaron al principio de su carrera, consiguieron hace tiempo un sonido distintivo que siguen cultivando. Lástima que en el camino una parte importante haya desaparecido.


La 2. Nitsa. 14/11/07
Crónica: Francesca Tur - IndyRock
Fotos: Isabel Flores /La Skimal - IndyRock



Y aquí empieza la historia de quien gracias a Sideral (te echamos de menos!) conoció a estos sevillanos. Así que a partir de esta sinceridad borramos posibles objetividades (si es que alguna vez existieron) y entramos en el terreno de las palabras confusas, difusas y atmosféricas que nos abren la puerta a un mundo demagia. El concierto causó expectativas: ¿a las 24:30 de la noche en una la 2 de Nitsa, cuando la sesión ya está empezada?. Y para más INRI se sumaba que para los socios Nitsa era gratuito. Sé de incrédulos, y levanto la mano, que fueron a puntos de venta habituales a ver si era cierto (no fuera caso que las falsas noticias nos hicieran perder la cita) y sé de otros que antes de las 10 de la noche ya merodeaban por la sala para no quedarse sin ticket. Frente unos y otros la cola era infinita y la sala estaba llena de caras que no se pieden Maga cada vez que viene a la ciudad Condal, caras de los que les siguen desde el inicio y tatarearan todas y cada una de las palabras de sus cuentos cantados y caras de quien motivado por algún grupie los descubre. Entre hits pops de ayer y de hoy se empezaron a dibujar los acordes de Astrolabio, por lo que se amontona el público frente a la pista, se funden dos amigas en un abrazo melancólico y se ven ojitos de emoción, sonrisas que esperan ansiosas cantar. Aparece la banda y sin saludar nos regala unos acordes rockeros que perfilaran el lado energético con el que hoy vienen ¿a sorprendernos?. Maga sale con retraso (justificado porque esperaron a todos los de la cola) y con sorpresa y es que vemos al bajo a un Javi Lago entregado (cara que tenemos vista del Sr. Chinarro y de otras colaboraciones asiduas con otras bandas). Astrolabio rompió el sonido que nos tiene acostumbrado de quemar su cd veces y veces, pues Miguel, al ritmo de su mano que acaricia la potencia de sus palabras y sus ojos que se pierden en el infinito, verseaba con fuerza y garro. Así que se abrió un concierto viceversa, totalmente contrario a lo que podíamos esperar.  Siguieron Como Nubes a mi té, donde el acústico rockero nos demostraba su dominio de los instrumentos, de lo dominado que tienen sus temas abriendo un espacio para las rarezas sonoras. Alargaron el estribillo y la batería cogió impulso. La emoción se condensó y el público fluía y se dejaba llevar. El aire cercano y próximo de quien canta muy cerca del micro y las notas sensibles del piano hacen que parecieran amigos habituales. "¡Cuánta peña!", será lo primero que diga Miguel, seguido de un "Mogollón de tiempo sin tocar en Barcelona, ¿no os gusta celebrar la Navidad con Maga?, ¡Qué es el último concierto del año!" y sin más ligaron con Al dictado donde nos cedió el mico,  Dardo y Alicia donde acabaron a modo de acapella y un parón en seco que se rompió con una batería dura y un teclado (Cesar Díez, al que Miguel dedicó la canción) que cogió protagonismo, que abrió Swann, que nos dejó claro que son todos unos rockeros. Celeste consiguió empezar con los olés del público que ya perdió el frío y la timidez frente a la banda y se oía con variaciones en la voz y en la fuerza de la guitarra. Medusa y Un Mundo en un Cuadrado, nos hicieron recordad al grupo que descubrimos pero oído desde la distancia, mezclando lo electrónico con lo acústico. Blanco sobre blanco la cantó la sala en voz alta con un Miguel que jugaba con los estribillo, variándolos, cambiándolos, enamorándonos. Sin manos sonó como susurros cantados Piedraluna haciéndonos bailar con la suavidad de una voz que consigue un ritmo curioso. Miguel pidió ayuda para un tema, que no era otro que Agosto Esquimal, muy bailada en la ciudad años atrás gracias al difunto mítico dj catalán, haciendo que la sala colmará lo que era una noche en progresión. Se les vio disfrutando, creando en directo y enamorando. Será Piel de Astracán quien sin más haga que se vaya la banda, pero nos darán  dos bises. Antes del primero y entre ellos sonaron en acústicos con la intro a su segundo disco y veremos un juego de luces que tiemblan, una batería que coge potencia y un  bajo (que cambió la camisa por el polo) que domina los temas. Una versión de Radio Futura No mires a los ojos de la gente que acaba con unos instrumentos al máximo de su posibilidades será la mejor oportunidad para que sin vayan sin que salgamos a buscarlos a backstage. Pues que mejor que acabar con una extrañeza total y no con uno de sus temas que en directo da mono de más y más. 
Maga en Chile
Domingo 12 de Noviembre 2006, Sala SCD del Plaza Vespucio
La mágica tarde de Maga
Crónica y Fotos por Esteban Velásquez

Por suerte un amigo había llegado antes y se encontraba bien  delante de la fila para ingresar a la Sala SCD (Sociedad Chilena del Derecho de Autor), su símil de la SGAE española. Sólo así pude lograr una buena ubicación para ver a Maga por primera vez en Chile, en el marco de la séptima edición de "Rock en Ñ" y de promoción de su último disco "el rojo".
La convocatoria fue todo un éxito. La Sala SCD del Plaza Vespucio es un lugar ideal para ver música en vivo. Su capacidad es de 320 personas, lo cual genera un ambiente íntimo entre artistas y público. Maga era la banda soporte de este "Rock en Ñ", compartiendo escenario con las bandas locales Golem y Jirafa Ardiendo.
Luego de la actuación de Golem, apareció en escena el trío sevillano, quienes a pesar de no tener ningún tipo de promoción por este lado del planeta, cuentan con sus fieles seguidores en Chile. La globalización a veces tiene su lado bueno.
La partida es sólida. Su pop épico logra los efectos cautivos en el auditórium. La emocionalidad de las letras, mezclado con poderosas y sublimes estructuras rítmicas no pasan desapercibidas. La mayoría de los asistentes poco saben de la banda, pero ese desconocimiento da cabida a una receptividad sorprendente. Tanto así que en un momento Miguel Rivera pregunta al público "¿de dónde son ustedes? Pareciera que fuesen de Sevilla", manifiesta
gratamente sorprendido.
A los pocos minutos de iniciado el show, se oyen los gritos de algunos fans: "¡Medusa!, ¡Diecinueve!", pidiendo las canciones del disco blanco y "Pasó el cometa" de su última producción. "Agosto esquimal", "Celesta" y la sublime "Swann" logran mantener ese efecto hipnótico y emotivo que producen sus canciones, frágiles y demoledores obras de un indie pop de sólida factura.
Sin dudas que su paso por estas lejanas tierras no pasará inadvertido.
Javi Vega me confesó luego del concierto que después de haber actuado en Caracas y Buenos Aires, el público chileno había sido lejos el mejor.
Llega el final y se escucha: "bríndame, coral / la oportunidad...". Una de las canciones pop más brillantes cantadas en el idioma de la Ñ.
Jueves 8 de junio de 2006 Madrid. Sala Copérnico (lleno)
por Rafa Carazo - IndyRock
 Maga celebró ayer su fiesta. Rodeado de amigos y de un público fiel, el trío sevillano se gustó (y mucho) y disfrutó (toneladas) con un concierto irregular pero que sin duda estaba cargado de un aire vibrante y emocionante.
 El motivo de la reunión de anoche no era otro que la presentación del nuevo lp de Maga, de título homónimo pero que acabará denominándose disco rojo, publicado por Limbo Starr el mismo día del concierto. Es el tercer trabajo de Maga y en él vuelve a cumplirse una máxima musical de los últimos años: los resultados enlatados acaban siendo directamente proporcionales a la urgencia de la grabación. Este disco ha sido grabado con la energía e inmediatez de tres músicos tocando en directo, dándole más peso al sonido del grupo en vivo, consiguiendo unos resultados tan plausibles como los del álbum blanco (Limbo Starr 2002) y dejando a un lado el tedio del álbum negro (Limbo Starr 2004) que adolecia de vicios por tanto retoque en el estudio.
  Aún así el disco está falto de rodaje y sonó de forma muy lineal. No se percibieron los matices que diferencian las nuevas canciones y simplemente se vislumbraron temas de estructuras monocordes, si bien hubo algunas excepciones "Dardo y Alicia", "El cristal por dentro" y "La otra mitad". Pero en general sonaron mejor sus canciones antiguas. Hubo un claro punto de inflexión: la salida al escenario de Germán Coppini para interpretar "Trampa en la boca" y una eléctrica y tensa revisión de "No mires a los ojos de la gente" de Golpes Bajos. Con Germán aclamando a Miguel y calificando a Maga como "el mejor grupo español del momento" el trío se destapó. A partir de ahí todo el concierto fluyó como un torrente "Blanco sobre blanco" (con un final soberbio), "Astrolabios", "Agosto esquimal" y "Piedra Luna".
 Se fueron, la gente quería más y ellos querían más. Primer bis: "Pasó el cometa" (con Florent a la guitarra), "Medusa" (de su prometedor ep de debut "Bidimensional" Limbo Starr 2001) y "Diecinueve". Segundo bis: "Una piel de astracán" (también de su ep de debut).
 Un punto y aparte merece la voz de Miguel Rivera, llena de matices y de recovecos, tan peculiar que puede halagar o desesperar y en todo caso epatar. Podemos establecer un parangón con las voces de grupos recientes como Clap your hands say yeah! o ya rodados como Tindersticks (por cierto atención al último disco en solitario de su líder Stuart Staples). Son voces que marcan a sus grupos, que le dan un sello de identidad propio, una denominación de origen. Maga tiene una de esas voces que siempre juega como un arma de doble filo pero que los sevillanos saben (y bien) utilizar a su favor.
11-11-05 Industrial Copera, Granada + Ana Lógica
Fotos Merche S Calle © IndyRock 


 
 

Maga, en primera fila
por Miguel Angel Alejo- IndyRock
 Los cuatro mosqueteros de Maga, en esta gira electroacústica que está realizando, se presentan de frente, quitando los artificios, o sea de una forma más directa si cabe. Un intimismo que sirve para hacer más conciertos en salas pequeñas (acogedoras) y dar calidez al frío invierno, pero que al mismo tiempo, ante el público, demuestran, ojo, que son grandes músicos y que extrañamente, los temas son conducidos por una extraordinaria voz que no suele darse en las bandas indie.  Esta concepción de la gira les permite introducir temas que tenían olvidados, como Dormido, pero que tampoco olvidan sus grandes éxitos. El público fiel, rápidamente descubría estos últimos, y el concierto se convierte en "canciones karaoke". Un público que llenó media sala de la  Industrial Copera 
 En Granada, el batería (David) se enteró de que se ha convertido en funcionario. Más que anécdota, puede resumir esta gira de Maga, consolidarse con sus fans aunque quizás no le aporten nuevos seguidores a su secta musical. 
 Antes, como teloneros, los granadinos Ana-Lógica presentaba su nueva maqueta. La formación actual, la incorporación de la sección de vientos, le da más colorido y recursos sonoros. Todavía están buscando su hueco (estilo). Cuando lo encuentren, darán que hablar porque, por lo demás, ya están preparados en la posición de salida. En esta presentación, jugó en su contra la colocación de los músicos sobre el escenario, ya que el vocalista (toca la batería) se colocó muy atrás. Con ello, grupo y público, perdió su referencia visual.


Fotos: Ruth Segarra - IndyRock

FIB 2002
La magia de Maga en la noche compostelana
Por Román Freijo
30 / 10 / 2004. Sala Capitol.  Santiago de Comspotela. 
Aunque la noche no empezó como todos quisiéramos, al no actuar finalmente los teloneros Dorian, en cuanto aparecieron en el escenario Miguel, David y Javier, el ambiente fue claramente in crescendo. En los primeros compases del concierto prefirieron recordarnos su anterior LP con temas como "Piedra Luna" y "Celesta," pero a lo largo del mismo hubo momentos preciosos con todos los colores y sensaciones que el genial grupo sevillano sabe ofrecer. 
Con un sonido limpio y brillante, donde la voz (raro en un grupo indie nacional!) sonaba por encima de los arreglos dándoles pleno sentido, fueron atacando temas como "Diecinueve" con los que se metieron en el bolsillo a un público entregado. Así, cuando sonó la versión del gran éxito de los vigueses Golpes Bajos, "No Mires A Los Ojos De La Gente" la sala ya estaba rendida ante ellos. También hubo la oportunidad de escuchar el tema "Paracaídas," que estará incluido en su próximo EP y hits que no pueden faltar como "Agosto Esquimal".
En resumen, gran concierto de Maga, con tres bises donde se despacharon a gusto con una única nota negativa: el exceso de partes y arreglos pregrabados. Si bien ayudan a hacer más envolvente el ambiente pueden llegar a ahogarlo en alguna ocasión restándole viveza. 

Maga, el sueño se vuelve oscuro

Por Paco Camero - IndyRock
Fajados en algunas de las formaciones más interesantes de la década de los noventa en Sevilla (Long Spiral Dreamin', Supertube), Miguel Rivera, Javi Vega y David García se han fraguado con Maga una voz propia en la escena independiente del país merced a su característico universo lírico trufado de referencias oníricas y metáforas que invitan a la abstracción y a un discurso musical en el que conviven en perfecto equilibrio lo electrónico y lo acústico; crípticos pasajes sonoros y diáfanas melodías de espuma. Tras el éxito de su anterior disco, "Maga" (Limbo Starr, 2002), que recibió el calor unánime de la crítica especializada, el trío publicó el pasado mayo su segundo elepé, también homónimo (Limbo Starr, 2004). Sus poemas visuales, pequeñas píldoras fragmentarias, están arropadas ahora por un contexto sonoro más oscuro, más compacto también. La vida sigue pasando.
Hablamos con Javi Vega, bajista y letrista (junto a Rivera) de la formación. 
 
 

Empezando por la portada (ninguna casualidad, supongo), este disco es bastante más oscuro que el primero. ¿Qué valoración hacéis de vuestra segunda entrega? ¿Ha sido voluntaria esa evolución?
Cuando nos metimos a grabar este disco, en septiembre, ya sabíamos que el disco primero había funcionado de puta madre y nos lo planteamos de otra manera... entonces éramos desconocidos. Intentar hacer un disco igual que el otro habría sido una reacción injusta con nosotros mismos. No se trataba de decir 'ha funcionado "Diecinueve" y "Agosto esquimal", pues hacemos copias de las dos canciones y sale un disco que seguro que a la gente le gusta'... Yo creo que el hecho de que haya salido más oscuro se debe al proceso de maduración del disco. Desde que se empezó el verano pasado hasta que salió en mayo, ha sido como un parto... Creo que eso tiene mucho que ver: lo hemos grabado en invierno, de noche, al lado de nuestra casa... siete meses con el disco en la cabeza. Hemos madurado muchísimo los arreglos, las letras. El otro, el disco blanco, era más una colección de canciones que teníamos escritas ya. Pero para éste cogimos unas canciones que no eran más que bocetos en verano y las transformamos con diez mil retoques. Quizá sea un disco menos directo que el primero, pero a nosotros nos gusta más. Era lo que nos apetecía hacer. Además, Maga siempre ha tenido su lado oscurito, y es lo que nos ha salido más ahora. Éste, desde luego, lo hemos hecho con más intención... el primero pensábamos que lo iban a escuchar nuestras novias y nuestros amigos. Ahora hemos dicho mejor lo que queríamos decir.

Nuevas canciones, pero el personalísimo universo de Maga sigue intacto. Aunque por otro lado hay diferencias notables entre el primer disco y éste, más amargo quizá. ¿Por qué, entonces, "Maga" de nuevo? 
Cuando una persona cumple años no se cambia de nombre. Seguimos siendo el mismo grupo, pero con otro enfoque: antes la portada era blanca, minimalista, hecha por ordenador; ahora es negra, hecha a mano... No vamos a ponerle nombres a los discos nunca, eso es seguro. 

No sé si hay más electrónica en este disco que en el anterior. En cualquier caso, desde luego que está mejor imbricada con las guitarras y con los demás elementos orgánicos...
Lo primero que pensamos fue eso. A Miguel siempre le ha gustado trabajar con la electrónica como un elemento más, además de con la guitarra, pero es verdad que en el primer disco no nos acabó de gustar cómo quedaba. Sonaba por un lado la banda y por otro, la electrónica. Eso le preocupaba mucho a Miguel, así que en verano le dio los bocetos de las canciones a Jordi Gil (yo estaba con él grabando la banda sonora de "Astronautas", de Santi Amadeo, con Lavadora), y él empezó a trabajar con ellos: cambió los patrones, los tiempos, se curró la electrónica. Nos gusta mucho cómo trabaja. A partir de octubre nos metimos en el estudio y en vez de coger sonidos de librería o del ordenador, decidimos grabarlos todos nosotros. Eso le da el punto de que es único, de que tiene el ambiente del estudio en donde se graba y queda más implicada en las canciones. Grabamos sonidos con una fregona golpeando una maza de bombo ("Crujidos de reloj"), con bolígrafos, con alicates... con un montón de cosas. 

Entonces ha sido fundamental el cambio de Paco Loco (productor del primer álbum) a Jordi (Solina, Lavadora, Pinball, ex colaborador de Maga, productor en su propio estudio, Sputnik), muy acostumbrado a trabajar con la electrónica... 
Es que con Paco Loco estuvimos 20 días y ya llevábamos las canciones hechas. Llegamos allí para tocarlas, mejorarlas y salir. Con este disco no; hemos estado siete u ocho meses y las canciones las hemos hecho en el estudio. Miguel tenía trece o catorce temas con acústica y cantados y algunas canciones instrumentales, eran embriones. Invertimos el proceso habitual: ensayamos cuando ya teníamos las canciones acabadas. Con Jordi, en principio, íbamos a contar sólo para la parte electrónica, pero vimos que se había implicado tanto que lo grabamos entero con él... Han sido 80 sesiones, muy tranquilos, disfrutando mucho.

Otro cambio sustancial: en las voces de Miguel hay ahora tonos más graves, tira menos de los falsetes, en general. ¿Se encuentra más cómodo en esos registros?
Él tenía ganas de probar eso. Antes de grabar el disco de la cama (el primero), habíamos tocado en directo como Maga tres veces, y se notaba, porque entonces pasamos del inglés (con Supertube) al castellano. Este último año hemos tenido 50 conciertos y Miguel ha madurado mucho la voz. Y además queríamos probar tonos graves, así que bajamos las canciones para que se sintiera más cómodo cantando. Miguel está más contento con su voz actual que con la anterior. 

Estamos hablando de música, pero tratándose de Maga no nos podemos olvidar de la literatura... 
Las letras las hemos cuidado más. Al principio, con el primer disco, no sabíamos que la gente se iba a fijar tanto en ellas. Ahora sabemos que interesan, tenemos más responsabilidad, no podemos escribir cualquier gilipollez. Desde que dejamos el inglés nos dimos cuenta de que la comunicación ganaba en un doscientos por cien... 

Doy por hecho que os gusta Cortázar (la Maga, el inolvidable personaje ingenuo y lúcido a la vez de "Rayuela"). ¿De qué otras fuentes bebéis? 
Yo sólo he leído dos libros de Cortázar ("Rayuela" e "Historia de cronopios y de famas"). No soy ningún experto en Cortázar, vamos. A mí el escritor que más me gusta es García Márquez. El realismo mágico me encanta... pero no somos literatos en absoluto. 

Miguel y tú escribís las letras. Dos cabezas, dos personas. Y sin embargo, sin echar mano a los créditos, sería casi imposible discernir qué letra pertenece a cada cual. ¿Cómo se llega a un universo lírico tan definido? ¿Hay algún tipo de proceso, como por ejemplo que adaptéis textos escritos con anterioridad especialmente para el grupo? 
Para el EP ("Bidimensional", 2001, Limbo Starr), yo hice las letras de "Un mundo en un cuadrado" y "Des-pi-de" y Miguel las de "Medusa" y "Una piel de astracán", y se parecían. Utilizábamos las imágenes y las metáforas de la misma forma. Sí, se parecen... La hemos cogido el punto al hecho de que las letras sean para Maga, y además queremos hablar de lo mismo. Pero no hacemos letras compartidas. Para el último disco ya estaba hecha la música y nos pusimos cada uno a hacer letras. Es curioso, porque lo hicimos por separado y tuvimos que cambiar alguna que otra palabra para que no se repitiera, porque utilizábamos la misma. Nos llegábamos a decir: '¿Cómo has escrito lo mismo que yo, cabrón? Creía que sólo se me había ocurrido a mí...' (risas). 

En mi opinión, Maga es uno de los grupos nacionales más sobrados de personalidad y de sensibilidad, pero siempre acaban por salir a la palestra las (inevitables) comparaciones. La que os emparenta con  Radiohead es la más recurrente. ¿Os molesta?
Nos gusta Radiohead y a lo mejor sí que nos ha influido. Se tiende a sacar parecidos con compañeros de generación. Thom Yorke puede tener, como mucho, tres años más que yo. A él seguro que le gustan, como a mí, The Cure y los Beatles... habrá escuchado la misma música que nosotros. Yo creo que se trata más de que hemos crecido con referencias comunes que de parecidos en sí mismos. Nosotros ante todo somos beatlemanos. Ahora el referente para el pop electrónico melódico con voz épica, por así decirlo, es Radiohead. Lo que pasa es que siempre es más fácil hablar de Radiohead que de Gorky's Zygotic Mynci, por ejemplo, que a Miguel le encanta. Por lo demás, Miguel escucha mucha música clásica; a mí me encanta Extremoduro e incluso música más macarra: Narco, por ejemplo... mientras grabábamos el disco nos dio por escuchar a Radio Futura y a Golpes Bajos, mucha música española de los 80. 

Pese al peligro de caer en la ridiculez y en la cortedad de miras de los localismos, ¿crees que se puede hablar de la existencia de una escena sevillana?
Yo creo que está fatal, ¿no? En su momento la hubo. Estaba el Colectivo Karma, había muchos grupos, Strange Fruit, por ejemplo... Ahora hay pocos y a los que hay les cuesta un trabajo horroroso salir adelante. Yo he estado un montón de años con Pinball y con Supertube y ahora está peor la cosa que antes. Tampoco hay demasiado apoyo de los grupos entre sí. 

Al principio viniste a decir que os sentíais bastante escépticos acerca de la repercusión de vuestro proyecto. A día de hoy no se puede decir que Maga es un grupo mayoritario, obviamente, pero da la impresión de que es muy querido y de que disfruta de un público muy fiel...
Sí, sí. Estamos flipados. Cuando hicimos la gira Fnac del primer disco, en el primer concierto, en Valencia, la gente se sabía las letras y cantaba las canciones. ¡Dios, teníamos fans por primera vez en nuestra vida! Llevábamos ya demasiado tiempo tocando para gente que no te echaba cuenta. Un coñazo. Yo creo que Maga ha funcionado sobre todo por internet, en muchos foros, fundamentalmente gracias al boca a boca. Del disco blanco (el primero) se han vendido 3.000 copias, puede que algo más... Nosotros con eso nos damos con un canto en los dientes. Y en SoulSeek ha habido más de 20.000 descargas.

¿A qué dedicaréis los próximos meses?
Llevamos desde mayo tocando todos los fines de semana, primero para presentar el disco en Madrid y en Barcelona y luego en festivales. En agosto vamos a Benicàssim y a otros festivales. Y en octubre queremos sacar un EP con varias canciones inéditas y con un single nuevo para apoyar la gira que haremos en otoño. De momento, iremos a Valencia, Vitoria, Barcelona, Madrid, Zaragoza y Vigo. (julio 2004)


Biografía / Discografía
Procedencia Sevilla
Estilo Pop
El nombre procede del libro Rayuela de Julio Cortazar

Entender la música como un arte, como una forma de expresión, como una forma de ver el mundo y no sólo como un capricho adolescente es, básicamente, lo que une a los tres componentes de MAGA. Sentirla como la varita mágica que hace posible el deseo de convertir lo agrio en dulce, y viceversa, lo doloroso en placentero, y viceversa, lo odioso en adorable, y viceversa, el blanco y negro en color, y viceversa. La música es magia. MAGA hace magia. En eso, los tres están de acuerdo. Echemos un vistazo a sus trayectorias personales:
Miguel Rivera Voz, guitarra, teclados y programación.
Nació en 1974 y desde pequeño ha vivido inmerso en la música. La vivió en su casa y la siguió viviendo fuera de su casa. La magia lo perseguía......, y se dejó atrapar, tanto que llegó a dominarla siendo todavía muy joven. Su primer grupo lo acogió a la tierna edad de 13 años. Desde entonces y hasta hoy han sido muchas las aventuras musicales, canciones, colaboraciones, conciertos y grabaciones. ¿Lo más importante? Un EP "Seaworld" (1994) y un LP "Chemins de Fer" (1995) además de la participación en los recopilatorios "El Colectivo Karma" y el homenaje a Joy División "Warsaw" con LONG SPIRAL DREAMIN', uno de los grupos importantes de la escena independiente española de principios de los 90. Igualmente, con SUPERTUBE, un EP "Supertube" (1996) y un LP "Siòg" (1998) además de la participación en el recopilatorio "Punkadelia" y "Benicassim'98". Como teclista ha participado en los discos "Extra" de AUSTRALIAN BLONDE, "Momento" de STEVE WYNN+AUSTRALIAN BLONDE y "Amplifier" de JET LAG. También ha participado con LAVADORA como co-compositor de las bandas sonoras de varios cortos y de la película de Santi Amodeo "El factor Pilgrim", premiada en festivales de cine como el de San Sebastián, Lorca, Turín, Manchester entre otros.
David García Batería. 
Nació en 1971 y a los 13 años descubrió que, no con una varita, sino con dos, se podía hacer magia si con ellas se golpeaba cualquier cosa que emitiera sonido. Desde entonces, además de estudiar percusión durante algunos años en el conservatorio, también ha pasado por diversos grupos, siendo los más destacables FLUNG, finalistas del concurso de maquetas RUTA 66 (1997) y Planeta Pop de Barcelona (1998), DOCE, finalistas del Villa de Bilbao 1998 y los anteriormente citados SUPERTUBE. En 1994 compuso y grabó la música para el cortometraje "Cinco sentidos". 
Javier Vega Bajo. 
Nació en 1975. Con 8 años comenzó a estudiar clarinete en el conservatorio, aunque al pasar el tiempo y crecer descubrió que el clarinete se le quedaba pequeño y decidió cambiar a un instrumento más grande: el contrabajo. La varita continuaba creando magia al frotar las rudas cuerdas de ese inmenso instrumento. Sus grupos más importantes, PINBALL y SUPERTUBE. También ha participado con LAVADORA como co- compositor de las bandas sonoras de varios cortos y de la película de Santi Amodeo "El factor Pilgrim".
En verano de 2000 sus tres carreras desembocan en MAGA. Tras participar con "Vibroluxe" en la B.S.O. de "El Factor Pilgrim", MAGA graban una maqueta en Niñoperdido (Sevilla) y se ponen en contacto con Paco Loco, mentor y elemento aglutinador del grupo. La gran confianza de Paco Loco en MAGA logra que en otoño de 2001 conozcan a Fernando Alfaro (CHUCHO, SURFIN' BICHOS) y David López (A&R de LOS PLANETAS, AUSTRALIAN BLONDE, DIGITAL 21...) quienes, como LIMBO STARR, apuestan incondicionalmente desde el primer momento por las propuestas del grupo. Este es el germen que hizo que en Enero de 2001, Miguel Rivera, David García y Javier Vega, junto a Jordi Gil (STRANGE FRUIT, SUPERTUBE, SOLINA) grabaran para Limbo Starr "Bidimensional", un EP de presentación producido por Paco Loco. Y entonces comenzó todo... 
DISCOGRAFÍA
Bidimensional EP Limbo Starr LS 002 1  Fecha de salida 21 mayo 2001

1. des-pi-de (J. Vega/M. Rivera) 2. medusa (M. Rviera) 3. un mundo en un cuadrado (J. Vega/M. Rivera) 4. una piel de astracán (M. Rivera) 
Maga (Blanco) Limbo Starr CD 2002
Blanco sobre blanco (2004) EP 
Maga  (Negro) Limbo Star CD 2004
Maga  (Rojo) CD Limbo Star 2006
A la hora del sol Mushroom Pillow  CD 2010

MAGA quiere compartir con vosotros la gran noticia del lanzamiento de su primer ep, "Bidimensional". MAGA es un nuevo grupo, pero sus miembros no son nuevos en esto de la música. Han dejado sus huellas en bandas como LONG SPIRAL DREAMIN', SUPERTUBE, FLUNG, DOCE, PINBALL... Y también en AUSTRALIAN BLONDE, STEVE WYNN + A.B., JET LAG - las pegadizas lineas de moog de los últimos discos de estos artistas son responsabilidad de uno de sus componentes, Miguel Rivera - que junto a David García y Javier Vega editarán el próximo 21 de Mayo un primer trabajo de cuatro temas para Limbo Starr, sello dirigido por Fernando Alfaro (icono del pop español de la última década: Chucho, Surfin' Bichos) y por David López (A&R de LOS PLANETAS, AUSTRALIAN BLONDE, DIGITAL 21...). El disco está producido por Paco Loco, (AUSTRALIAN BLONDE, SEXY SADIE, MANTA RAY...) grabado y mezclado en su estudio Odds Sur (Puerto de Sta. María, Cádiz) en Enero de 2001. Y un dato adicional: está masterizado en los estudios M-Works Mastering (Massachusetts) por Jonathan Wyner, responsable de trabajos para la música de Astor Piazzola, James Taylor, Ennio Morricone, Thurston Moore y Lemonheads entre otros. MAGA estará en gira de presentación entre mayo y junio por toda españa, compartiendo escenario con CHUCHO
El segundo álbum de Maga salle el 18 de mayo de 2004 , después un largo proceso marcado por la experimentación, la búsqueda y el hermetismo. Ha sido de nuevo producido por el grupo (esta vez junto a Jordi Gil), y grabado en el estudio Sputnik de Sevilla; las mezclas se llevaron a cabo en Sound Farm (Dos Hermanas). De nuevo de título homónimo al grupo, Maga, está compuesto por 10 canciones, siendo el primer single extraído "Un lugar encendido" (en breve en las TV's el vídeoclip dirigido por Dani Cuberta). Electricidad, electrónica, poesía y pop de altos vuelos, de nuevo los referentes que les han llevado, paulatinamente, a ser uno de los nombres importantes de la escena, y más importante aún, conseguir (con sólo dos álbumes y un EP, bidimensional) crear un universo sonoro tan propio que con sólo escuchar unas notas de cualquiera de estas nuevas canciones la mente viaja a su particular mundo, el mundomaga. 
Aires de intimismo
Maga, "Maga" - Limbo Starr - CD 2006
Por J. E. Gómez /Indyrock
No es fácil encontrar formaciones musicales en el pop que puedan prsumir de originalidad, creatividad personal y ser los culpables de universos con nombre propio. Maga, el trío formado por Miguel Rivera, Javi Vegga y David García, se ha ganado el reconocimiento de los amantes del pop de este país, ha marcado su espacio indiscutible e incluso inimitable. Tras un brillante Ep "Bidimensional", lanzan al mercado un disco de título homónimo, con once temas en los que viajan en su propia nube creativa, suave, sensible, densa, intimista. Maga se ha cargado esta vez, de aires latinos, ha asimilado la estrecha colaboración con Andrea Echevarri de Aterciopleados, pero también muestra en este disco la incomparable guitarra de Floren (Los Planetas), además de sonidos más rabiosos, gracias a la colaboración de Germán Coppini, ex-Golpes Bajos. "Maga" es un disco que adem´s del intimismo viaja también a espacios de color, con la inclusión de teclados y electrónica. 
Alquimistas del Pop Maga "Maga" - Cd. Limbo Starr - El diablo
Por J. E. Gómez - IndyRock
Si buscas explorar nuevos caminos, escondidos y recónditos, en el mundo del pop, cargado de tendencias e incluso con un cierto aire latino, no dejes de lado el nuevo disco de Maga. El primer larga duración de un trío que ya marcó distancias con su EP "Bidimensional". El nombre del grupo da título a un disco formado por 11 canciones y dos interludios instrumentales. Cuerdas y teclados analógicos junto a guitarras eléctricas y acústicas. El secreto de Maga está en las atmósferas, obscuras a veces, cargadas de sentimiento, lluvia, placeres sostenidos. Una sucesión de mundos y espacios donde las letras brillan por una calidad poética difícil de encontrar. El disco ha sido coproducido por Paco Loco y masterizado por Jeff Lipton en Boston. Maga está formado por David García (Batería), Javier Vega (bajo), Miguel Rivera (voz y guitarra), Maga es el nombre de un personaje de Rayuela, de Julio Cortázar.

Maga  "Maga"  Limbo Starr 2004
por Fernando Navarro- IndyRock
 Recuerdo el día que escuché, por primera vez, el álbum de debut de Maga. Aquella tarde, emocionado, volví una y más veces al extraño y hermoso disco homónimo, con la cama en la portada, que no recordaba a nada que yo hubiera escuchado en nuestro país y que, de todos modos, sonaba cercano, conmovedor, original. Pasados ya algunos años de aquella tarde, el trío sevillano regresa y nos hace regresar, con un segundo disco igualmente homónimo, a un mundo que nunca querremos abandonar. Usando como pocos escritores de canciones del país la metáfora libre, el lenguaje abstracto y abstraído del surrealismo, las atmósferas, los vapores de la infancia y cierta melancolía marciana, "Maga" (el disco) es un complicado, imagino que meditado, viaje de abandono a la tierra y a la vida humana y un acercamiento espiritual, reflexivo a mundos desconocidos, al cielo, a la vida más allá del cuerpo y la mente. Un disco sobre el alma y el cuerpo que deja atrás. 
Narración sobre el amor entre seres dormidos, acaso muertos (la bellísima "Un lugar encendido" da la clave sobre el contenido emocional y narrativo del disco) "Maga" es una obra de lenta asimilación, que requiere una escucha pausada, madura, que invita a pensar y, más aún, a soñar; a penetrar con el inconsciente, con el no-yo en cada una de sus hermosas canciones (el inicio burtoniano de "Astrolabios", la sombra de una, cien desdichas de "Blanco sobre Blanco", la calma del vacío de la brillante "Táctica en la sombra", la tristeza sin discusión del cuarteto de cuerda de "Azul cabeza abajo", el rock inesperado de "Catálogo de esferas" o el horror del paso del tiempo y la muerte del ser querido de "Crujidos de reloj"). Un segundo disco más ambicioso, atrevido, cuyos arreglos, excesivos, siempre al borde del melodrama y la tragedia, sirven, exactamente, para crear, casi corpóreamente, un mundo que no existe. Para dar forma a sueños que pertenecen a otro universo, a otros cuerpos. 
MAGA `Maga´ Limbo Starr  2002
Por Fernando Navarro - IndyRock

Miguel Rivera ha dado en el clavo. Tras dos intentos más o menos fallidos (los recordados Long Spiral Dreamin´ y Supertube) el sevillano ha conseguido con Maga alcanzar un grado de madurez total que consolidan este como uno de los más interesantes proyectos pop surgidos en Andalucía. Álbum hermoso, emocionalmente frágil, de una intensidad infantil, casi única, ´Maga´ es un disco cuya escucha requiere paciencia (no hay potenciales hits, el sonido hipnótico, preciosista de las guitarras es decorativo, ambiental más que narrativo), que debe, creo, disfrutarse de un trago, entero, como si fuera un cuento. Narrado por personajes inestables, por pequeños sufrimientos de hadas, el disco de Maga tiene una virtud por encima de algunos compañeros generacionales, la creación de un lenguaje, un universo propio. Con parecidos tangenciales con Los Planetas, Radiohead o Placebo, el trío sevillano (beneficiado de una excelente producción de Paco Loco) propone un viaje imposible de pop mínimo, extraño pop marciano lleno de momentos terriblemente bellos (`Piedraluna´, `Agosto esquimal´, `Celesta´ `Swann´ o `Dormido´ entre mis favoritas), dividido por dos cortes suaves, nada abruptos (los interludios instrumentales ´Miniver´ y `Minimor´) que contribuyen a subrayar la cualidad de extraño viaje, de jornada entre nubes, que es el disco de Maga. 

http://www.mushroompillow.com/
http://www.myspace.com/maga.maga

INDYROCK * SERVICIOS MUSICALES
Productoras
Estudios
Locales de ensayo
Salas de conciertos
Tablón de anuncios
Concursos
Academias de música
Realización de clips

IndyRock * Latinoamérica 
INDYROCK * INICIO



PROMOCIÓN INDYROCK
¿Quieres que te conozcan en el sector musical?
Promociónate en INDYROCK

    Te ofrecemos la plataforma de IndyRock para promocionar tus eventos, grupos, discos, salas y tus productos mediante el sistema de páginas informativas y espacios esponsorizados. La forma más eficaz y rápida de dar a conocer tu oferta en el sector musical, con tarifas especiales. Contacta con nosotros AQUI


VÍDEOS DE DIRECTOS
Archivo histórico de IndyRock Magazine


.