--
.



* PÁGINAS Y AGENDAS


 Wintercase 2008 Los Campesinos!+ Ra Ra Riot 
Wintercase 2006
Wintercase 2005
Wintercase 2002
Fotos de
Saint Etienne
.

Wintercase
Magnetic Fields + Astrud, Fiestas Wintercase 04
Fotos y cronicas Madrid y Barcelona

Wintercase 2004
Doctor Explosion, The Duke Spirit y The Detroit Cobras.
Sala Razzmatazz, Barcelona. 10-11-2004
por Violeta Kovacsics - IndyRock
Fotos Noelia Aparicio - IndyRock


Detroit Cobras



The Duke Spirit
Comienzo tímido para este Wintercase 2004. El aperitivo no sirvió para llenar la sala Razzmatazz, pero sí para empezar a calentar motores de
cara a platos más fuertes. De hecho, Doctor Explosion debieron agradecer el espacio libre que quedó en la sala para que uno de sus
miembros bajara junto a un público muy dispuesto a sumarse a su show.
Subieron al escenario vestidos con falda, todo un presagio, era una noche de mujeres. Tanto The Detroit Cobras como The Duke Spirit se
apoyaron en la presencia de sus cantantes. Aunque rubias y de negro riguroso las dos, Rachel Nagy se mostró más desganada que una Leila
Moss algo más exuberante. Ni los Detroit Cobras, unos perfectos revisionistas de la música de los 50, ni The Duke Spirit -en busca del
sonido de The Velvet Underground y hasta con algún arranque que parafraseó a los Pixies-han descubierto el mundo, pero su directo fue
de lo más resultón. De hecho, The Duke Spirit tiene mucho terreno ganado con el liderazgo de Moss, que si no fuera porque la autora del
reciente "Uh Huh Her" es inimitable se parecería a PJ Harvey. Mientras a The Detroit Cobras le sienta bien dejarse caer por el lado más
rítmico de sus composiciones, como lo demuestran"Ya ya ya" o "You Don't Knock". En definitiva, por el momento parece difícil que alguien
le vaya a arrebatar el título de mejor concierto del Wintercase -¿o incluso del año?-a los Magnetic Fields. Aunque esto sólo acaba de
empezar y queda cartel para rato.

Segunda Jornada
por Violeta Kovacsics - IndyRock
Fotos Deborah Marin - IndyRock


Adam Green


Graham Coxon



The Divine Comedy
Sábado 13, la cosa -o sea el Wintercase-empezó a ponerse seria. El primero en subir al escenario fue un dicharachero Adam Green que parece haber dejado su delicioso y delicado "Friends of Mine" (2003) atrás. Dispuesto a avanzar el que será su próximo disco, fue un concierto demasiado borroso para tener una idea clara. Aunque no hubo resquicio para preciosas secciones de cuerda, ante composiciones tan sencillas y bonitas como "Jessica" poco se puede reprochar. En el escenario Green pareció encontrar un perfecto rol bufón con el que acentuar las ingeniosas letras de sus canciones.
Para apreciar las historias que cuentan The Divine Comedy se hubiese agradecido algo más de tranquilidad. Una vez más, los Magnetic Fields en mente. Sube Neil Hannon al escenario y una no puede evitar pensar que un escenario como el del concierto de la banda de Stephin Merritt hubiese sido más apropiado. Se revalidó el concierto ofrecido en el Primavera Sound, con formación reducida, aunque no se notara ni en el crescendo de "Our Mutual Friend", sin duda el momento más trágico de lo que va de año. Predominaron temas de su último disco "Absent Friends" (2004), aunque destacó por encima de todas "Tonight We Fly", sin duda la más "magnética" de sus canciones.
Como The Divine Comedy, Graham Coxon se volcó en su último disco "Happiness in Magazines", un buen resumen de la carrera de su ex-grupo Blur. "Bittersweet Bundle of Misery" encajaría perfectamente en cualquiera de sus primeros álbumes, mientras "Girl Done Gone" deja muestras de algunas de las texturas de "Blur" (1997). Coxon contentó a los paladares más pop, aunque también se acercó a su faceta más punk, sobretodo en un bis de cuatro canciones que hizo palidecer la discografía completa de Green Day.


Tercera y cuarta Jornada
por Violeta Kovacsics - IndyRock
Fotos Claudia  Freixes- IndyRock

Hopes of the States
.
Los Planetas
Pasaremos de puntillas por la noche del miércoles 17 que tuvo en "Hope of the States" su grupo revelación. Supieron encontrar el punto exacto entre el reciclaje del sonido de ciertos grupos a la moda en estos últimos tiempos (de Mogway a Muse) sin que eso signifique perder personalidad. Luego vinieron Los Planetas, dispuestos a enfrentarse a la ley de la gravedad. Sonó mucho el último disco, entusiasmaron con los clásicos y mantuvieron con rigor lo mejor de su sonido, el que es más cuestión de atmósferas y velocidades. Si Los Planetas son lo que son es porque, más allá de las dudas habituales, sacan alguna que otra joya a cada disco. Y porque pocos en España tienen una sección rítmica y unas guitarras tan desatadas como ellos. Y, porque no, J con su voz aporta la última de las texturas.

Low tocan Laser Beam y muchos descubren el significado de la palabra intimidad. Se pedía a gritos un concierto para el recuerdo y en la noche del viernes 19 hubo un par. Reyes incuestionables del slowcore, Low impregnaron el ambiente con su pop hipnótico y asaltaron lo más profundo de los sentimientos. Aunque no fuera una noche redonda, con un Alan Sparhawk que actuó enfermo, siguen siendo un valor seguro. Presentaron temas de su próximo álbum, "The Great Destroyer", que se avecina el más pop de todos. Pero sobretodo mostraron su sonido más personal (rescatando Canada de su anterior disco, Trust, pero recurriendo sin pudor a un repertorio más antiguo, aunque alguien le pidiera Dinosour Act y Sparhawk respondiera que no), conjugando los entramados vocales de la pareja Mimi Parker y Sparhawk (el matrimonio rey de la música pop junto al formado por Georgia Hubley y Ira Kaplan de Yo La Tengo, otra banda de pop intelectual con poso sentimental) y una guitarra que juega con el freno y el acelerador. Low saca brillo a la sencillez de la formación guitarra, bajo, batería, con canciones que no se agotan y que se toman su tiempo hasta cobrar forma. Concierto de texturas infinitas y un pozo sin fin de sentimientos.

La noche sólo se podía cerrar con la voz del sentimiento por antonomasia. Stuart Staples llegaba a Barcelona con una formación algo reducida. Mucha guitarra, en su mayoría acústicas, y un solo violín. Eso no impidió que se enfrentara a sus grandes clásicos. De Curtains rescató Buried Bones y Another Night In -Staples es de aquellos a los que una cree el dolor mientras entona "it doesn't matter where she is tonight"-  y también dejó caer clásicos como Tiny Tears o City Sickness. Cierto que su último disco, Waiting for the Moon (2003), no está a la altura. Incluso puede que la fórmula esté agotada, pero Staples (y por mucho que el público recibiera con calor las canciones que cantó el violinista de la banda) tiene una de las voces más hermosas de la música pop. Y los Tindersticks acumulan grandes piezas de pop dramático. Si el sufrimiento de la voz de Staples sólo encuentra compañía en enigmáticos violines la música de los Tindersticks sería la perfecta compañera de envolventes movimientos cinematográficos.
Se acabó la función y en Barcelona el Wintercase deja paso al invierno y al Barça-Madrid.
Wintercase 04 . 19 de Noviembre de 2004 
The hope of the states, Los Planetas, Blackbud
por A S Sandaza - IndyRock
En la noche del viernes el Aqualung vivió una noche de gala, el aforo estaba completo y la sala rebosaba de gente con ganas de escuchar al grupo indie español de mayor repercusión de los noventa y que se ha convertido ya en un grupo de culto masivo gracias a su trayectoria coherente y a la mitología que acompañan a sus letras.
Como era de esperar el sonido no fue limpio para nada y numerosos zumbidos acompañaron las actuaciones.
Hay que decirlo, con tanto gentío quien pudo ver el concierto con una visibilidad cuasi óptima recibió cuando menos un codazo o un pisotón.

La cola que se formo en los aledaños, asi como mi tendencia de ajustar horarios me impedió ver al joven grupo ingles Blackbud

The Hope of the States, no fallaron. Se mostraron fuertes y sólidos, y su sonido impresionó a más de uno que no los conociese. Su sonido esta construido a base de reminiscencias de grupos de los noventa, mezclando riffs guitarreos al más puro estilo Placebo, con oleadas sonoras tipo Good Speed you Black Emperor.  A su vez acuden a la música épica originaria en la Inglaterra de los noventa, un genero cuyo lider indiscutible es y ha sido Radiohead y del que han salido multitud de grupos más o menos acertados como Muse o Starsailor. De todos ellos beben estos Hopes of the State, con el acierto de crear un estilo personal y novedoso y con el defecto de no aportar nada original. La instrumentación fue abundante con tres guitarras eléctricas que creaban muros sonoros, una acústica, teclado, violín, bajo y batería.
Asi el concierto que ofrecieron tuvo buenos momentos y otros mas endebles, Sam, el cantante, dejo notar en ciertos momentos algo de falta de experiencia en cuanto al control de su voz, y sus temas o bien te enganchaban, sobre todo en su caótica y bien formada instrumentación en la que la psicodelia y el rock sinfónico iban de la mano,  o bien pasaban sin transmitir demasiado.

Los Planetas como siempre hicieron de las suyas, el público quedó con sabor agridulce entre los labios. Su inicio fue de gala, la Caja del Diablo fue el arranque. El sonido muy conseguido y depurado, contrasto con los problemas técnicos de la propia sala. El orden de las canciones estuvo muy bien estructurado, empezando desde su último disco, Contra la Ley de la Gravedad, y pasando progresivamente hacia atrás por su discografía hasta el ya mítico ,Mi hermana pequeña. Se vio claro como ha evolucionado el sonido planetario, desde un sonido muy noise de su primer disco hasta un post-pop del que estan compuestos los dos últimos. Sin duda se agradece la evolución creativa de este grupo. Hay que resaltar como la propia interpretación de estos temas en directos sonaban muy distintos a las grabaciones originales, el concierto fue mutando sonoramente a medida que se introdujeron en los temas de Una semana en el motor de un autobús. También hay que agradecer la mano de Florent, que hace que los temas oídos mil veces suenen en directo de forma distinta, introduciendo variantes en la composiciones que son nuevas pinceladas y que el público agradece. El grupo estuvo sobresaliente, la voz de J sonó bien, definitivamente ha aprendido a cantar, y entre los temas a desatascar, sin duda, Devuélveme la Pasta y Y además es imposible, acompañado J, como  se esperaba por la dulce Iranzu; el público gozo de lo lindo. Lo agrio, que a pesar de tener el público a sus pies y entregado, ellos no se salieron de lo establecido y tras hora y cuarto nos cerraron sus puertas de la percepción, con sonoras quejas de parte del público más fan, que se quejaban ,y con razón ,de que el grupo no se les entregara en unos conciertos únicos, éstos en los que presentan su nuevo disco en exclusividad. 


Wintercase 2004 Cartel

BARCELONA Razzmatazz 1 
Miércoles 10  The Detroit Cobras + THE DUKE SPIRIT + Doctor Explosion Puertas: 20.00 h
Sábado 13 noviembre Graham Coxon + The Divine Comedy + Adam Green
Miércoles 17 noviembre Los Planetas + Hope Of The States + BlackBud
Viernes 19 noviembre Tindersticks + Low + The Dears

MADRID Aqualung
Jueves 11 Graham Coxon + The Divine Comedy + Adam Green
Viernes 12 The Detroit Cobras + THE DUKE SPIRIT + Doctor Explosion Puertas: 19.00 h
Viernes 19 Los Planetas + Hope Of The States + BlackBud
Sábado 20 Tindersticks + Low + The Dears

VALENCIA Repvblicca I
Jueves 11  The Detroit Cobras + THE DUKE SPIRIT + Doctor Explosion Puertas: 19.30 h
Viernes 12 Graham Coxon + The Divine Comedy + Adam Green
Jueves 18 Los Planetas + Hope Of The States + BlackBud
Domingo 21 Tindersticks + Low + The Dears

BILBAO Antzokia
Miércoles 10 Graham Coxon + The Divine Comedy + Adam Green
Sabado 13 The Detroit Cobras + THE DUKE SPIRIT + Doctor Explosion Puertas: 20.00 h
Jueves 18 Tindersticks + Low + The Dears
Sábado 20 Los Planetas + Hope Of The States + BlackBud

ASTRUD
Inteligencia y accesibilidad se unen en este dúo capaz de combinar la electrónica con el pop más acústico y entregar desde baladas rompedoras hasta hits bailables. Y es que desde sus inicios Astrud han ido por libre. Ajenos a modas y tendencias, fueron pioneros en reivindicar el electro-pop patrio de los ochenta sin por ello renunciar a su amor por los grandes iconos pop ni dejar de jugar con cualquier estilo. Letras cargadas de ironía y sentido del humor, como siempre las mejores armas para contar verdades como puños, melodías tan simples como efectivas en las que las bases electrónicas de Genis y la voz de Manolo son las únicas protagonistas. Un grupo atípico con una trayectoria atípica. Con su primer álbum, "Mi fracaso personal" (Virgin/ Chewaka, 00) se convirtieron en uno de los grupos revelación de la mortecina escena nacional cosechando tantos fans acérrimos como detractores y, lo que es aún mejor, demostrando que les importaba tan poco complacer a los unos como los otros. Pero fue con su segundo álbum, "Gran Fuerza" (Virgin/ Chewaka, 02) con el que se convirtieron en una auténtica revelación convirtiéndose en uno de los grupos nacionales mejor valorados por la crítica. Un éxito inesperado al que ha seguido un impás de incertidumbre tras el cierre de Chewaka. Demostrando una vez más que lo suyo es ir por libre se han dedicado a autoeditar sus propios trabajos a través de su sello, Austrohúngaro, y han inaugurado un nuevo modelo de concierto, los 'marginales', demostrando que la libertad creativa es tan sólo cuestión de voluntad. Ahora, Astrud emprenden una gira como teloneros del que probablemente sea uno de los grupos de la escena internacional al que son más afines, The Magnetic Fields. Grupo al que ya telonearon en su anterior gira por nuestro país, en el 98. Seis años más tarde y un montón de nuevas canciones y proyectos paralelos a sus espaldas ambos grupos vuelven a coincidir en la que seguro será una de las grandes giras de este año. No dejes de estar ahí.
www.austrohungaro.com/astrud

GRAHAM COXON
"Happiness In Magazines" (EMI, 04) es el título del nuevo disco de Graham Coxon, ex guitarrista de Blur, su quinto álbum en solitario tras su debut en 1998 con  "Sky Is Too High". Canciones guitarreras que han pasado por el filtro de Stephen Street, productor de los primeros cinco disco de Blur, dándoles un cierto aire de comercialidad.
En este nuevo álbum, el ex Blur recupera el sonido más genuino de su banda, aunque no le guste reconocerlo. Si no escucha y compara su primer single 'Bittersweet Bundle Of Misery' con el mítico 'Coffee & TV'. Claro que no es de extrañar, Coxon ha sido el responsable de numerosas composiciones de Blur, dotando el sonido de la banda de mágicas guitarras con variedad de matices muy personales. 
Tras su inolvidable salida de la banda- se tuvo que enterar por terceros- y un par de clínicas de rehabilitación, regresa  con un proyecto sólido, nada que ver con sus anteriores trabajos, "Golden D" (2000), "Crow Sit On Blood Tree" (2001) y "The Kiss Of Morning" (2001). Graham Coxon ha dejado atrás los devaneos con el alcohol para centrarse en su carrera en solitario y reaparecer como un hombre nuevo con un disco realmente excepcional, que refleja mejor que nada su estado actual.
"Happiness In Magazines" tiene mucha cuerda y ya está pegando fuerte en las listas oficiales británicas. Tras presentar su último trabajo en los festivales de Reading y Leeds ha iniciado una gira europea que le trae, por fin, a nuestro país.
www.grahamcoxon.com
HOPE OF THE STATES


LOS PLANETAS
Una carrera impecable, reverenciada unánimemente por crítica y público, es el legado de Los Planetas, un grupo único en el panorama estatal, una de las pocas bandas nacionales con sonido propio e historias que contar. Si no, piensen: ¿quién más se atrevió a principios de los 90 a atacar con tal valentía el pop noise desde la perspectiva del amor generacional mezclado con las drogas, y bebiendo estilísticamente tanto de My Bloody Valentine y The Tyde, como de Los Enemigos y Joy Division? Tarea que parecía fácil pero a la que sólo ellos sobrevivieron: hoy quedan pocos de aquellos grupos con los mismos ideales (Penélope Trip, El Inquilino Comunista, Australian Blonde...) pero J, Florent y cía, atraviesan su enésima juventud.
Los Planetas comienzan su andadura musical en 1992 ganando el concurso de maquetas de Radio 3 con el inolvidable sencillo 'Mi Hermana Pequeña', para despuntar poco tiempo después con "Super 8" (BMG-Ariola, 1995), uno de los discos generacionales más importantes de la música alternativa española de los noventa. El pop distorsionado y las atmósferas psicotrópicas del combo andaluz daban cuenta de un nuevo sonido que se revelaba como promesa eterna y que matizarían en su siguiente entrega "Pop" (BMG-Ariola, 1996) dotándolo de afinadas concesiones melódicas. Pero su sima creativa aún estaba por llegar, "Una Semana En El Motor De Un Autobús" (BMG-Music Spain, 1998) se convertía en toda una obra maestra de pop-rock conceptual, con las drogas por tema, llena de acoples de sonido psicodélico y bañada por la voz soterrada de J recitando historias de desazón anímico y sentimental.
A partir de entonces, todo ha consistido en seguir subiendo hacia la cima. Con "Unidad De Desplazamiento" (BMG-Music Spain, 2000), ya se autoproducían ellos solitos en su propio Refugio Antiaéreo, y con "Encuentros Con Entidades" (BMG-Music Spain, 2002) ahondaban en esa madurez que los ha hecho más abiertos de miras. Su último álbum "Los Planetas Contra La Ley De La Gravedad" (BMG-Music Spain, 2004) pone de manifiesto que en su renovado mundo musical ahora predomina lo plácido y luminoso, sin olvidar el inherente contrapunto oscuro de su universo. Copiados hasta la saciedad, en su sexto largo de estudio siguen presumiendo de valentía, y no se ruborizan por firmar una rumba de Bambino según los mandamientos de la baja fidelidad.
www.losplanetas.es

THE DETROIT COBRAS
Formados en 1995 por el guitarrista Steve Shaw, The Detroit Cobras no son una banda al uso. Inspirado por el tiempo que pasó junto a ese gran genio que es Alex Chilton (Big Star) escuchando R&B clásico, gospel y rock'n'roll de raíces de los años 50, Shaw reclutó a Maribel Restrepo a la guitarra, Jeff Meyer al bajo y Damian Lang a la batería. También se apuntó al grupo Rachel Nagy, una auténtica pin-up en cuyo currículum figuraban los oficios de carnicera y bailarina de strip-tease. Pronto consiguieron formar una banda desarmante y pletórica.Después de curtirse como combo y entregar algunos singles a nivel local, la ciudad de Detroit, cuna de The Stooges y MC5, comenzó a teñirse de su furia y magnetismo. En 1998 editaron su primer álbum, "Mink Rat Or Rabbit" y pronto se aupaban como una de las bandas de versiones más originales y cargadas de energía de la historia del rock. Haciendo suyos clásicos oscuros del soul y del blues (de Otis Redding a Mary Wells), y acercándose al espíritu de la Motown, conseguían revitalizar las raíces del auténtico rock'n'roll dotándolo de un sexy groove. Al contrario que otros grupos de versiones, ellos no son ninguna broma revival: aportan frescas lecturas a viejas piezas imperecederas y olvidadas, que salen indemnes y convertidas en auténticos himnos del garage-rock. "Life, love & leaving" llegaría en 2001 llamando la atención de  forma notable de los entusiastas rockeros de Nueva York. En poco tiempo, su fórmula de retro garage-rock conmovió Londres como un seísmo rítmico, y Rough Trade no dudó en incorporarlos a su nómina de grupos escogidos. En 2003 el prestigioso sello publicaba el Ep "7 easy pieces" (Rough Trade/Sinnamon Records), y ahora, como certificado de garantía, ha decidido reeditar sus dos primeros álbumes.La formación de los Cobras varía mucho en sus giras y discos, pero siempre se rodean de excelentes músicos: Joey Mazzola (guitarrista de los incomprendidos Sponge), Eddie Harsh (bajista de The Black Crowes), Greg Cartwright (de los míticos The Oblivians) o Steve Nawara (bajista de Electric Six), son algunos de los nombres que han secundado a una banda que cuenta con sus dos representantes femeninas como únicos miembros fijos. Además, han grabado junto a Jack White (The White Stripes) y en alguno de sus vídeos puedes descubrir a su inseparable Meg. Nada fuera de lo normal para un grupo que se alimenta como ningún otro del caldo de cultivo que es la escena de la ciudad de los automóviles.

LOW

THE DEARS
Liderados por el carismático Murria Lightburn, The Dears se forman en 1995 en Montreal (Canadá). A principios de 2000 publican su primer álbum "End Of A Hollywood Bedtime Story" (Grenadine Records, 2000) con el que se convierten en una de las bandas más aclamadas dentro de la escena indie canadiense. Un disco melancólico y elegante con un punto melodramático evidenciado en canciones como 'There's No Such Thing As Love' o 'Where The World Begins And Ends'. 
Pop rock orquestal que ha ido evolucionando hacia un sonido más épico y oscuro. Un giro que ya era evidente en sus potentísimos directos del último año y que queda definitivamente plasmado en el que es su segundo disco, "No Cities Left" (Bella Union / Sinnamon Records, 2004). Aquí el romanticismo de Lightburn crece hasta niveles apocalípticos  dejando también espacio para la esperanza y la luz.  El disco se abre con el épico dramatismo de 'Lost In The Plot', continua  con momentos crípticos como 'The End Of All Romance' o 'Postcard From Purgatory' hasta llegar a las esperanzadoras 'Never Destroy Us' o 'Don't Lose The Faith'. Un disco cuidado al detalle con el que The Dears se confirman como una de las bandas más interesantes del momento.
La evolución en su sonido ha sido paralela a los distintos cambios en la formación ahora definitivamente estable, Murria Lightburn -voz principal, guitarra y compositor de los temas-, Natalia Yanchack -teclados, coros-, George Donoso III -batería-, Martín Pelland -bajo- y Valerie Jodoin Keaton -teclados, flauta y coros-. Una sólida formación con la que The Dears han consolidado un fantástico directo.
www.thedears.org

THE DIVINE COMEDY
TINDERSTICKS


Adam Green

BLACKBUD
Sam, Joe y Adam son muy jóvenes. Ninguno supera los veinte años de edad. Juntos forman BlackBud, la última sorpresa surgida en el Reino Unido dispuesta a no encuadrarse en los márgenes del efímero hype. Sí, ese al que todo el mundo presta atención para olvidarlo al instante. Ellos aún no han publicado su debut, pero no porque no hayan tenido oportunidad sino porque quieren tomarse las cosas con calma. Además, están en buenas manos: Alan MacDonald (impulsor de leyendas de la industria musical como Portishead, Travis, Paul Weller, The Housemartins o The La's) los ha acogido bajo su sello independiente. Aquí pasa algo...
Curtidos en más de un centenar de conciertos durante el pasado año, BlackBud son una banda de directo. Formados en 2002, no han parado de saltar: de actuaciones en el pub a sesiones en la BBC; del circuito de las radio universitarias, a numerosas apariciones televisivas. Y -la guinda del pastel- recientemente les coronaban como ganadores del premio a la 'mejor nueva banda' en el eminente festival de Glastonbury. Su blues-rock acompañado de punteos jazzys de guitarra, pequeñas humaradas de reggae y un regusto a funky confidencial, no deja lugar a duda. Su único error: no poner en sus conciertos más Ep's a la venta, porque los agotan todos. Y el público, impresionado, crece bolo a bolo. En definitiva, la escena indie rock se complace en dar la bienvenida a bandas como esta.Así que datos aparte (ya cuentan con una nómina de e-mails de unos 5.000 fans), ahora sólo cabe especular sobre su futuro y sobre su estilo: ¿Eric Clapton vs. Coldplay? ¿Jimi Hendrix vs. Jeff Buckley? ¿Cream vs. Radiohead? Ellos saben que en la apuesta está el riesgo. Y canciones como '158', 'Sitting By The River' o  'Do Ya Know' así lo demuestran. También saben que ahora comienza el trabajo duro. Y nosotros que lo veamos.
www.blackbud.co.uk

DOCTOR EXPLOSION
Si ser fiel a uno mismo fuera garantía de éxito hace años que Doctor Explosion serían número 1. Porque si hay un grupo que ha sabido mantenerse fiel a sus principios esos son ellos. Para Doctor Explosion el rock más que una moda o una actitud pasajera es una filosofía de vida y su mejor forma de expresión, y ni los años ni las probables decepciones han podido con ese espíritu. Ahora han resumido estos 15 años de "garage punk rock"  en el doble CD "Totus Tuus" (Pias, 04).  Un disco en el que se recoge lo mejor de su discografía en la que se incluyen auténticos himnos como 'Eres feo chaval' o 'Drácula Ye Ye' para celebrar que siguen aquí con las mismas ganas de fiesta que siempre. 
Doctor Explosión se forma en el verano del 89 en Gijón, cuando Jorge Muñoz-Cobo, Alvaro Coella y Félix Domínguez deciden formar un grupo. Tras un primer álbum para Romilar D y una serie de EPs autoproducidos para su propio sello Thunderpussy, fichan con la independiente Subterfuge y desde entonces cuentan en su haber con seis discos y quince singles. Una amplia discografía y un montón de buenos conciertos porque la principal arma de un grupo de rock son los directos y en eso Jorge Explosión es un experto. 
En la actualidad Doctor Explosion lo forman Jorge Muñoz -aka Jorge Explosión, auténtica alma del grupo- en la guitarra y la voz, Pibli a la batería y Angel "Kaplan" al bajo. Clásicos, atemporales, auténticos, llevan quince años haciendo ese rock de garage que ahora algunos parece que acaben de descubrir. El rock más sucio y garagero con las mejores melodías pop para devolverte el espíritu del verdadero rock&roll. La buena música nunca supo de modas.


 www.wintercasesanmiguel.com
Sinnamon Promotions SL
Gemma Martínez Gené
C/ Mallorca 264 3º 2ª
08008  Barcelona
Telf:+34 93 272 09 10
Fax: +34 93 487 25 56


INDYROCK * SERVICIOS MUSICALES
Productoras
Estudios
Locales de ensayo
Salas de conciertos
Tablón de anuncios
Concursos
Academias de música
Realización de clips

IndyRock * Latinoamérica 
INDYROCK * INICIO


vídeopromoción







VÍDEOS DE DIRECTOS
Archivo histórico de IndyRock Magazine


.


--
 
Copyright IndyRock ©
TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización total o parcial, de los contenidos de esta web...
Leer más y Política de privacidad
 
Contenidos informativos
Agenda de conciertos
Concursos
Noticias
Productoras
Tablón de anuncios... y + Más

Revista electrónica creada en 1997
Home * Portada
Servicios publicitarios
Créditos | Qué es IndyRock
info@indyrock.es

Naturaleza  y divulgación científica
waste.ideal.es
Dirección y edición
waste@diarioideal.es