-
  Dcode 2014
Fotos Dcode. Crónica de 
Raquel Álvarez

Dcode 2015. Fotogalería y crónica 

PUBLICIDAD

--
 
.



* PÁGINAS Y AGENDAS

 
 
.


Dcode Festival
Beck revienta el Dcode Fest 2014
13 de septiembre  2014 Campus de la Universidad Complutense de Madrid
Raquel Álvarez Fernández / IndyRock

El Dcode Fest lleva ya unos años anunciándose como el último festival del verano en la capital española, y esta edición, la cuarta ya, venía con la promesa de un cartel bastante completo tanto en artistas internacionales como nacionales, con nombres de la talla de Beck, Jake Bugg, Vetusta Morla, Chvrches y Russian Red entre otros. Así que el 13 de septiembre me planté en la Universidad Complutense con la ilusión de ver crecer un festival por el que ya me pasé en su primera edición y, personalmente, salí con ganas de regresar

La jornada comenzaba horas antes de que abriesen oficialmente las puertas del recinto situado en el Complejo Deportivo Cantarranas de la Complutense. Dentro también de Ciudad Universitaria, la organización del Dcode Fest había convocado una pequeña liga de fútbol al mediodía en la que participaron Jake Bugg, los músicos de Russian Red, periodistas de la SER y el Diario AS y diferentes miembros de la organización del evento. Este encuentro abierto para el público tuvo sus entretenidos momentos, en el que destacó el 'pequeño aluvión' de fans del joven británico que quisieron fotografiarse con Jake y que éste les firmase sus CDs y distintos elementos de merchandising.

Más tarde, era hora de comenzar la cuarta edición del Dcode, así que nos trasladamos hasta la Facultad de Ciencias de la Información con ganas de disfrutar de la música de muchos artistas que esperábamos con ansías desde hacía años por Madrid. El sol apretaba y gracias a los patrocinadores, todos los asistentes pudimos disponer de 'flashes' de hielo, gafas de sol, sombreros… que, dicho sea de paso, 'dieron la vida' a más de uno, nosotros incluidos,  durante las primeras horas del festival.
El primer plato fuerte del día era la voz de la enigmática Anna Calvi, que nos hipnotizó con esas melodías en las que de pronto estaba tan tranquila como de repente parecía que había entrado en un profundo éxtasis. Y esto, potenciado por supuesto por su look y su potente e intenso guitarreo.

Más adelante, seguíamos con la alegre melancolía que transmiten los Bombay Bicycle Club. Personalmente, un grupo de los que se disfruta muchísimo más en los directos que en casa, y sobre todo con temas como 'Always Like This' y 'Shuffle'. 
Demostraron mucha conexión con el público y una mayor madurez en el escenario que cuando les pude ver hace un par de años por el FIB 2012. Mientras tanto, el recinto empezaba a respirar de veras ambiente de festival, con todos sus looks, disfraces y cientos de personas que no paraban de llegar en masa a medida que el cartel se ponía cada vez más interesante, y el sol dejaba de quemar.

Era el turno de Russian Red, que, con sus tirabuzones rubios y ataviada con un vestido azul, puso sobre el escenario una imagen de niña buena y coqueta que nos enamoró. Pero obviamente, la magia sucedió cuando ella abrió la voz para entonar temas como 'Cigarettes', 'Casper' o 'I Hate You But I Love You'. El sonido, más electrificado que de costumbre, estuvo a la altura de la situación y consiguió hacerse un hueco entre las mejores actuaciones de aquel 13 de septiembre.

Lo de Jake Bugg ya no hay palabras para definirlo. Un talento increíble que con tan sólo 20 años puede llenar un escenario con una puesta en escena minimalista, su guitarra y su voz, que tantas veces ha sido comparada con la de Bob Dylan, Alex Turner de los Arctics Monkeys o a la de los hermanos Gallagher en sus inicios en Oasis. Impresionante voz que conquistó e hizo llorar tanto a jovencitas como a las que no lo eran tanto con 'Lightning Bolt', 'Two Fingers' o 'Seen It All'. Ahora, eso sí, lo que es ganarse al público por su simpatía digamos que no, porque el chico no puede ser más sosito sobre el escenario, la verd...

Y con el listón bien alto, era el momento de una de las actuaciones más esperadas, la de Beck, cuyo concierto en el Dcode era la única fecha que tenía fijada este año en nuestro país. Su actuación ya por sí sola, justificó la asistencia al festival. Un despliegue de medios, de proyecciones psicodélicas, de temazo tras temazo, de la personalidad y el carisma del propio Beck y sus músicos convirtió la actuación en lo mejor del festival desde mi punto de vista y preveo que desde el de muchísimos otros asistentes también. Con 44 años ya, Beck disfrutó como un enano, saltando de un lado a otro del escenario bajo el ala de su sombrero y su simpatía. Sacó la artillería pesada casi al comienzo con su archiconocido 'Loser', y siguió más adelante con la locura de 'Sexx Laws', 'Hell Yes' o 'Devil’s Haircut', entre muchos otros. El concierto, a pesar de ser el más largo de la jornada con una hora y media de duración, se quedó corto, pues queríamos más, mucho más de Beck, de su funk/pop/hip-hop/folk/rock y de sus tremendos guiños al 'I Feel Love' de Donna Summer o al 'Miss You' de los Rolling Stones. Así que, desde mi humilde posición, pido que no vuelva a tardar tanto en volver por estos lares, porque fue sublime.

Por otro lado, Vetusta Morla que, poco a poco se han hecho un hueco entre los grandes nombres del panorama musical nacional, salían al escenario siendo otro de los grandes reclamos del festival, y ya por fin, también se escuchaba música en nuestra lengua en los escenarios grandes del Cantarranas. Cada vez más grandes y completos en directo, Pucho y los suyos anunciaron que estarían el próximo año tocando en el Barclaycard Center (antiguo Palacio de los Deportes de Madrid), mientras que se ganaban aún más al público del Dcode con las letras de 'Valiente', 'Sálvese Quien Pueda', 'Maldita Dulzura' o 'Lo Que Te Hace Grande'.

Dando por finalizado el concierto de Vetusta Morla, volvía la parte más bailable del festival para poner broche y final a la noche del Dcode con los conciertos de La Roux, Chvrches y el Dj set de Digitalism. Los ritmos ochenteros de la primera con trallazos como 'Bulletproof', 'Quicksand' o 'Fascination' no dejaron quieto a nadie, a pesar que, personalmente, no me terminó de convencer en esta actuación como tiempo atrás en el FIB 2013. Por otro lado, la dulzura de Lauren, la vocalista de Chvrches, caló hondo en el público con temas como 'Gun', 'Recover' o 'The Mother We Share'. Aunque el cansancio hizo mella, y nos tuvimos que despedir del recinto antes de ver a Digitalism. ¡Hasta otra, Dcode!



 
BECK
CHVURCHES
WILD BEASTS
VETUSTA MORLA
JAKE BUGG
BOMBAY BICYCLE CLUB
RUSSIAN RED 
ANNA CALVI 
LA ROUX
BAND OF SKULLS
ROYAL BLOOD
FRANCISCA VALENZUELA
BELAKO
SEXY ZEBRAS 
PERRO 
DIGITALISM


DCODE FEST 2012
14 y 15 SEPTIEMBRE 2012 Complejo Deportivo  Cantarranas Universidad Complutense  MADRID
Fotos y crónica Marina Sanz Domínguez y Javier Alonso Juliá
La segunda edición del Festival Dcode llegaba a Madrid, con muchos alicientes a su favor. Destacar el cartel, que presentaba tanto grupos internacionales como nacionales de primer nivel, nuevas sensaciones del año y jóvenes promesas que darán mucho  que hablar en un futuro próximo. El recinto elegido y como no la ciudad de Madrid, pueden hacer de este festival uno de los referentes nacionales.
Este año se dejaron a un lado los grupos para adolescentes, en busca de un público más maduro que suele llenar los conciertos y festivales nacionales.

Viernes 14 
La primera jornada fue bastante calurosa en los primeros conciertos. Se varió la disposición de los escenarios respecto al pasado año. El escenario principal o Dcode parecía mucho más grande y el segundo escenario o Heineken, se desplazó y se colocó  más alejado para evitar la confluencia de sonido entre ambos, ya que en esta edición la programación hacía que varios de los conciertos se solaparan.
Le Traste, fueron los primeros en abrir el festival. Sobre las 18:00 salieron al escenario principal los granadinos Niños Mutantes, que como siempre nos regalaron un gran concierto, incluso bajo un sol de justicia. No faltaron temas de su nuevo trabajo Náufragos;  y de su anterior lp Las Noches de Insomnio, como Caerán los Bancos, Errante, Te Favorece Tanto Estar Callada; o Hundir la Flota; que les han llevado a ocupar un lugar preferente dentro del indie nacional, después de tantos años de furgoneta. 

Napoleon Solo venían con su nuevo álbum Chica Disco, con el que nos hicieron pasar un buen rato al ritmo de temas con toques psicodélicos y de guitarras afiladas.
Dorian continuaron en el escenario principal, con su penúltima actuación de la gira de su aclamado álbum La Ciudad Subterranea; (2009), que les ha llevado por toda la geografía nacional e incluso al extranjero. Pudimos disfrutar de temazos que ya son un referente en el indie nacional, como La Noche Espiral, Paraísos Artificiales, Verte Amanecer; o Cualquier Otra Parte;. E incluso tuvieron un momento para manifestarse, pancarta incluida,  contra la subida del IVA, con el lema "La Cultura no es un lujo. No a la subida del IVA",  recibiendo la ovación de todos los que allí nos congregábamos.
Mientras en el otro escenario ya había dado comienzo la actuación de Dinero, que desplegó todo su arsenal sonoro con la rabia y fuerza a la que nos tienen acostumbrados. Además se presentaban ante el público con temas de su nuevo álbum Año Perro;.

Si Dinero puso la garra y un sonido puramente eléctrico, los siguientes en aparecer trajeron la delicadeza y la perfección. Los noruegos Kings of Convenience salieron al atardecer para deleitar nuestros oídos con temas en tono folk en formato acústico, que en ocasiones nos recordaban a los inigualables Simon Garfunkel. Eirik Glambek Bøe y Erlend Øye supieron como meterse al público en el bolsillo ellos dos solitos en el escenario, y para deleite del público apareció el resto de músicos para darle otra perspectiva al final del concierto. Sonaron temas como Me in You, Mrs. Cold; oI'd Rather Be With You.
 

Los franceses The Shoes (Guillaume Briere y Benjamin Lebeau) llegados directamente desde Reims, nos hicieron gastar las zapatillas, con su synth pop arropado por dos percusionistas salvajes, que no nos dejaron ni un minuto de aliento durante una actuación frenética. 

Los belgas dEUS en el escenario Dcode, quizá no convocaran a mucho público, pero los que les seguimos desde hace años, disfrutamos como enanos, con la banda de Tom Barman. Una puesta en escena sobria, pero con mucho gusto, llenó de madurez, buen sonido y un setlist lleno de nuevos y grandes éxitos, como The Architect, Instant Street, Quatre Mains, Ghost; o Suds Soda;.
El público se desplazó en masa a ver a la neozelandesa Kimbra. En su primera actuación en nuestro país, nos dejó con muy buenas vibraciones. Su voz y su desparpajo sobre el escenario, acompañado todo ello de buenos temas y un vestuario muy particular, consiguió  hacerse con un público que se entregó desde el inicio de la actuación.

Llegó entonces uno de los conciertos más esperados de la primera jornada. Los islandeses Sigur Rós tomaron el escenario con todo tipo de instrumentos, incluida una sección de cuerda. La majestuosidad de la puesta en escena, la selección de temas de su amplia discografía y el perfecto sonido, nos metió de llenó en el singular mundo de Jónsi y los suyos. Puede que parte del público no disfrutara con esta propuesta, pero los que sabemos que es lo que significa la música post-rock de estos islandeses, quedamos totalmente cautivados. 


 

Triangulo de Amor Bizarro continuaron en el escenario Heineken, para entonarnos tras la emotividad de Sigur Rós. Soltaron todo su arsenal de distorsiones en los temas de su galardonado disco Año Santo. La gente no paró de cantar y bailar al ritmo de los de Boiro, que supieron como hacer de enlace con los siguientes en aparecer en escena. 
Llegó el momento de vibrar con la banda que rompe pistas en todo el mundo. No podían ser otros que los franceses Justice. Gaspard Augé y Xavier de Rosnay aparecieron sobre su particular escenario, lleno de amplis y cientos de ecualizadores y, como no, siempre presedido por su gran cruz iluminada. El público les esperaba con ganas y los parisinos no defraudaron con temas como Civilization, Audio, Video, Disco, Genesis,D.A.N.C.E., We Are Your Friends,NY Excuse,Onn'On; oPhantom, que nos llevaron  hasta altas horas de la madrugada.

Sábado 15



La primera jornada dejó un registro de unas 15.000 personas, según indicó la organización.  Mientras que en la segunda se vio superado este número, debido quizás al grupo que encabezaba el cartel, The Killers. Pero no todo fue el grupo de Las Vegas, el resto del cartel tenía mucho que decir y así lo constatamos.
El calor nos dio una pequeña tregua en esta segunda jornada y se hizo más soportable en las primeras horas en las que tocaron grupos como Los Nastys, Syberia, Zeno and The Stoics o Fira Fem.

Cápsula saltó al escenario Heineken con poco público, pero muy selecto, que sabía lo que iba a ver. Y así fue, rock en estado puro con un toque vintage, de la mano de estos argentinos establecidos en nuestro país, en la ciudad de Bilbao. En los primeros compases del concierto les costó conectar, pero según fue avanzando el concierto y más gente se acercaba a verlos, Martín y los suyos se fueron soltando. Este grupo tiene muchas tablas sobre los escenarios y así lo atestigua su éxito en los Estados Unidos. Martín bajó en varias ocasiones al foso para acercarse a su público y arrastrar su guitarra sobre las vallas. Los temas de su álbum In The Land Of silver Souls, sonaron excepcionales.

Uno de los grupos más esperados eran Django Django, no tenían la mejor hora para exhibir su aclamado primer y homónimo trabajo, pero supieron defenderse lo mejor que supieron. Desgranaron temas como Hail Bop, Storm, Firewater, Waveforms, Skies over Cairo, Lifes a Beach; o WOR;. Puede que les faltase algo de fuerza y volumen,  pero nos mostraron de lo que son capaces estos escoceses.

Mientras en el otro escenario Lüger, arrasaban con su psicodelia post-rock. Los que les hemos visto en otras ocasiones, esperábamos otro tipo de concierto, ya que les notamos demasiado serios y puede que la poca luz del día que todavía quedaba no les motivara, ya que son almas nocturnas de la noche madrileña. El sonido estuvo realmente extraordinario y aunque las voces se perdieron demasiado entre los instrumentos, pero consiguieron un resultado final de notable.
Supersubmarina volvieron a triunfar en su actuación. Llevan todo el verano paseando su nuevo disco Santacruz; por todos los festivales, y parece que van teniendo más consistencia sus nuevos temas, en comparación con los de su anterior trabajo, que les llevaron a lo más alto del panorama nacional. Pudimos disfrutar con temas como  Ana, Supersubmarina, Eléctrico, Tecnicolor, Ola de Calor o Cientocero 

El escenario Heineken volvió a la carga con más Rock Roll. En esta ocasión le tocó el turno a The Right Ons, que son un valor seguro en cualquier festival. La crudeza de su sonido, acompañado de amplificadores vintage y las ganas que le ponen cada uno de sus componentes, hacen que tengas ganas de subirte al escenario y coger una guitarra o aporrear cualquier percusión que se te ponga en tu camino. Take It Easy, Thanks, Radio,Purple Neon Lights; o There She Goes; sonaron electrizantes y con más fuerza que nunca. 

Los siguientes en amenizar la noche fueron los británicos  The Kooks, que con su vocalista Luke Pritchard a la cabeza consiguieron un concierto redondo y que puede que para nuestro gusto, superara al ofrecido por el cabeza de cartel. El sonido fue excepcional en la mayor parte del concierto y Luke no paró de animar a un público totalmente entregado desde el primer tema. Puede que no tuviéramos muchas esperanzas en su concierto, pero brillaron y supieron hacerse al gran escenario que les cobijó. Desplegaron temas de todo su repertorio entre los que destacaron Seaside, Is It Me?, Time Awaits, Ooh La, Shine On, The Saboteur, Pump Up the Kicks; (con Mark Foster de Foster The People) y Naïve.
La jornada estaba siendo extraordinaria y se consolidó con la actuación de  Capital Cities. Los angelinos consiguieron poner del revés al Dcode con una actuación llena de tintes ochetenteros, incluso con alguna que otra versión como Nothing Compares 2 You; y temas propios como Safe and Sound; y Kangaroo Court.

Llegó entonces el momento que muchos de los asistentes esperaban,  The Killers. Mucha gente solo había comprado el abono del sábado y se notó en el tipo de público que llenaba las primeras filas desde horas antes de que empezaran los de Las Vegas. Nada que ver con el público que llenó el viernes y que disfrutó con el resto de conciertos durante la jornada del sábado. Tantas eran las expectativas, que para nosotros que les hemos visto en varias ocasiones, nos pareció uno de los conciertos más aburridos, probablemente debido al horroroso sonido. El setlist era predecible y los hits sonaron en su preciso momento. Pero no se entiende que una banda con cuatro álbumes de estudio tenga que tirar de versiones de Joy Division o Alphaville. Y como no el idolatrado Brando Flowers, no dejó que los fotógrafos acreditados para el evento pudieran hacer su trabajo, impidiendo que se tomaran fotografías del directo. Incomprensible, pero es a lo que nos tiene acostumbrado en sus visitas a España.

El festival terminó con djs en los dos escenarios.  Kill the Hipsters en el escenario Heineken y  Eme Dj en el Dcode.

Esta segunda edición ha conseguido mejorar varios aspectos respecto al 2011. En primer lugar los grupos, elegidos con más coherencia de estilos, y en segundo lugar la restauración, que el año pasado dejó mucho que desear, aunque podría mejorarse con más variedad. Puede que el tema de los aseos se les fuera de las manos, ya que no estaban preparados para recibir a las 20.000 personas que llenaron el recinto en la segunda jornada, así como las barras y la compra de tokens. Está claro que el trabajo respecto al primer año ha dado sus frutos y esperemos que la tercera edición en 2013, que ya está en camino, consiga solventar los problemas y deficiencias para llevarles a configurarse como uno de los grandes festivales del territorio nacional.


Cartel 2012
14 de septiembre.
SIGUR RÓS
Justice
Kings Of Convenience
dEUS
The Shoes
Niños Mutantes
Triangulo Del Amor Bizarro
Dorian
Dinero
Napoleón Solo
Le Traste
Joan S Luna DJ
Ocho Y Medio DJs.

15 de septiembre 
THE KILLERS
THE KOOKS
Supersubmarina
Django Django
The Right Ons
Lüger
Eme DJ
Cápsula
Syberia
Fira Fem
Kill The Hipsters
Ocho Y Medio DJs.



24 y 25 de Junio de 2011.  Complejo Deportivo Cantarranas. Ciudad Universitaria. Madrid
Fotos y crónica Marina Sanz Domínguez y Javier Alonso Juliá
 había quedado huérfana de festivales veraniegos unos años atrás. Era el momento de ponerse manos a la obra y gracias a la unión de la Universidad Complutense de Madrid y la promotora Live Nation, el sueño se ha hecho realidad. Un festival en el que se unen tanto la propuesta musical como la artística.
El lugar elegido para el festival se situó en el Complejo Deportivo Cantarranas, junto a la Facultad de Ciencias de la Información, bastión de los universitarios madrileños. La zona dedicada al arte se situaba en las instalaciones del C Arte C. Todos estos ingredientes aderezaron la primera edición de este festival  que arrancaba el viernes 24  de Junio.
 

Lori Meyers / Eels

Viernes 24 
La primera jornada del festival presentaba un cartel ciertamente ecléctico. La mezcolanza de estilos musicales atrajo a distintos tipos de espectadores, por un lado los jóvenes fans adolescentes, seguidores de grupos de estilo emo o pop punk como My Chemical Romance o Sum 41 y los seguidores más indies que rondaban o superaban la treintena.
El recinto del festival nos recordaba al Universimad, ya que gracias a los dos escenarios colocados en paralelo y en el que se alternaban las bandas, no te perdías ninguna actuación. Existía un tercer escenario, Espacio 2.0, que se quedó pequeño en algún que otro concierto.
La ola de calor que barría la península se dejó notar en la capital y el festival se resintió en afluencia de público en las primeras horas, cuando saltaron al escenario bandas como Toundra, The Low Athem, Nothink o The New Raemon.

Sobre las 19:00 de la tarde en el escenario Dcode 1, le tocaba el turno al grupo de Baltimore, All Time Low, pero no llegaron a tiempo y fueron sustituidos por los madrileños Autumn Comets, que tenían prevista su actuación en el Espacio 2.0. La papeleta la solventaron realmente bien con los temas de su nuevo álbum "A Perfect Trampoline Jump".
Con un simple movimiento lateral de apenas cien metros, te plantabas frente al escenario Dcode 2, para disfrutar de uno de los grupos que están sorprendiendo en este 2011, Foster The People. Estos californianos nos hicieron pasar un buen rato con su indie pop, lleno de sintetizadores y percusiones, que nos hicieron menearnos al ritmo de temas como "Pumped Up Kicks", "Don’t Stop (Color On The Walls)" o "Helena Beat", de su álbum de debut "Torches".


Foster The People /L.A.

Sobre las 20.40 en el escenario Espacio 2.0, salió L.A., o lo que es lo mismo Lluis Albert Segura acompañado por sus secuaces. Coincidía con la salida al escenario de los canadienses Sum 41, pero aquí se pudo observar la diferencia de gustos entre asistentes. Mientras Sum 41 llenaba el escenario principal de quinceañeros con sus temas punk rock, L.A. atrajo al sector indie con un concierto lleno de fuerza con temas como  'Crystal Clear', 'Stop The Clocks'  y algún que otro nuevo tema.
El siguiente en salir al escenario fue Mark Oliver Everett, es decir Eels, que tiró de su repertorio más movido y perfecto para un festival.  La banda de barbudos que le acompañaba llenó de rock el Dcode y nos metió el ritmo en el cuerpo. Excelente concierto de este geniecillo de California que nos dejó exitazos como "Fresh Blood", "Flyswatter", "SaturdY Morning", "Novocaine For The Soul" o "Souljacker party 1".


Sum 41/ My chemical Romance

Uno de los conciertos más esperados por los adolescente que llenaban el recinto era el de My Chemical Romance. Miles de fans habían estado haciendo cola días antes e iban ataviados con sus mejores galas emo y llenos de pintadas por todas las partes de su cuerpo con las siglas del grupo. Con la salida al escenario de Gerard Way y los suyos el público no dejó de gritar de manera compulsiva. No se explica cómo este grupo puede haber generado tantas expectativas, cuando sobre el escenario y con su mezcolanza de sonidos, dejan claro hasta donde pueden llegar. Para sus fans seguro que fue un gran concierto, pero más bien resultó bastante flojo y perdió fuerza durante el transcurso del mismo.


 Band of Horses /Zombie Kids
.
Los siguientes en actuar continuaron en la línea de Eels. Band of Horses, la banda de Seattle nos dejó con un gran sabor de boca. Su indie rock con toques folk supo cómo hacerse con un público expectante. El sonido inicial nos dejó un poco fuera de juego, pero según fue avanzado la actuación y escuchando temas como "Laredo", "No One's Gonna Love You", "The Funeral", "Infinite Arms" "The End's Not Near" o "Factory", quedamos totalmente saciados.

El broche de oro lo pusieron los granadinos Lori Meyers, que se metieron al público en el bolsillo desde el primer tema. El ascenso a primera división de su equipo de futbol parecía llevarles en volandas por el escenario y no nos dejaron un minuto de descanso con temas como "Mi realidad", "Luciérnagas y Mariposas" o "¿Aha han vuelto?", "Luces de Neón", "Alta Fidelidad', "Religión" o "Tokyo Ya No Nos Quiere".

El final de la primera jornada, en la que pasaron unos 11.000 asistentes, según nos informó la organización, lo llevaron a cabo los dj's Edgar Candel & Jay Cumhur, es decir Zombie Kids, que revolucionaron el festival así como lo hacen durante todo el año en la noche madrileña. 

Sábado 25
La segunda y última jornada del festival llegaba con un cartel repleto de grupos británicos y suecos. La media de edad aumentó respecto al día anterior y las bandas de adolescentes desaparecieron de los escenarios.
Los grupos nacionales The Bright, Polock, Mucho, Manel y Havalina, coparon las primeras horas de la tarde bajo el intenso sol que enrojeció nuestras pieles. Todos ellos dejaron muy alto el listón y dejaron muy claro que pueden estar a la altura de cualquier grupo internacional. También especial mención la artista chilena Javiera Mena que nos sedujo con su electropop.


Jamaica / Blood Red Shoes

El dúo francés Jamaica descargó toda su potencia sobre el escenario Dcode 2. Con un toque entre Phoenix y el sonido grunge, supieron como hacerse con el público que vibró con temas como "The Outsider", "Jericho" y "I Think Like U 2". 

El dúo británico de Brigthon, Blood Red Shoes, arrasó literalmente el escenario con solo una batería y una guitarra. Steven Ansell y Laura-Mary Carter dejaron claro que no hace falta llevar más instrumentos para hacer vibrar a un público con muchas ganas de buen rock y que pudimos degustar con temazos como "Heartsink", "Light It Up", "I Wish I Was Someone Better", "You Bring Me Down" y "Don't Ask".

Los siguientes en saltar al escenario fueron los también británicos The Vaccines. este grupo que tanto está dando que hablar en las islas británicas, fue toda una sorpresa y nos contagió con su sonido que va desde los 50 a los 70, mezclado con un poquito de Beach Boys y The Smiths. Mucho público se acercó a verlos y no es para menos, fue una auténtica fiesta de buenos principios musicales. Puede que lo que nos ofrezcan suene a antaño, pero han logrado un sonido realmente contundente y personal. El poco césped que quedaba en el recinto y que según fueron pasando las horas pasó a ser un campo de tierra, se convirtió en una pista de baile al son de temas como "All In White", "Blow It Up", "Wreckin' Bar", "Wolf Pack", "If You Wanna" o "Norgaard".

The Vaccines / The Hives

La fiesta continuó con los incansables The Hives. Ya conocemos a estos suecos desde hace años y sabemos de lo que son capaces sobre un escenario. Vestidos con frac y sombrero de copa, salieron a un escenario decorado con letras luminosas formando la palabra H-I-V-E-S, para dar lo mejor de sí. Son un auténtico torbellino y su líder Howlin’ Pelle Almqvis hizo las funciones de showman, hablando en un peculiar castellano y dando las gracias al público en cada momento. Cada vez nos recuerda más a Jim Carrey, por sus gestos y muecas. No faltaron las patadas al aire; las carreras y saltos del guitarrista; las subidas a las torres laterales por parte de su líder y la bajada al foso para saludar y cantar entre el público. Esta banda cuenta con numerosos hits y entre ellos pudimos escuchar "Main Offender", "Die, All Right", "Walk Idiot Walk", "No Pun Intended", "Tick Tick Boom" o "Hate To Say I Told You So".

Con el polvo pegado a nuestro cuerpo y con ciertas agujetas, pasamos al escenario Dcode 2 para seguir moviendo las caderas con The Ting Tings, que llegaban a España para presentarnos casi en exclusiva los temas de su nuevo álbum y como no los temas de su exitoso y primer álbum "We Started Nothing" publicado en 2008. Nos sorprendieron con su puesta en escena, aun siendo dos sobre el escenario. El ritmo se nos metió en el cuerpo con temas como "Great Dj", "Keep Your Head", "We Walk", "Shut Up & Let Me Go", que interpretaron de manera diferente al disco de estudio. Su nuevo tema "Hands" convirtió el recinto en un club nocturno y cerraron la noche con el temazo "Thats Not My Name". Un ocho sobre diez para Katie y Jules.


 The Ting Tings / Kasabian

En la medianoche llegó la apuesta más segura para el festival, Kasabian, que con su rock lleno de sonidos al más estilo Madchester (Stone Roses) y el Brit-pop (Oasis) se alzó con la medalla de oro. Días antes de su actuación en Madrid el grupo afirmó, "Nuestra próxima actuación en Madrid va a ser una explosión", y así fue. Tom Meighan y los suyos salieron al campo de batalla con sus hits de destrucción masiva, "Club Foot", "Where Did All The Love Go", "Underdog" y "Shoot The Runner", para llevarnos hasta el tema "Velociraptor!", adelanto de su nuevo álbum. Tras un par de temas más calmados, acompañados por trompetas, volvimos a la épica de "Empire". Los cañones de luces y la potencia del grupo volvieron a hacer resurgir al público. Tras "Fast Fuse" incluyeron una versión de "Misirlou" con la que nadie se pudo resistir a cabalgar su propia ola. "Vlad The Impaler" y "L.S.F." cerraron la actuación durante unos minutos, ya que volvieron para terminar el fin de fiesta con otro nuevo tema, "Switchblade Smiles" entre la psicodelia y la electrónica. "Stuntman" y "Fire" llevaron al público en volandas. 

Kasabian puso el listón muy alto, y dejó a los suecos The Sounds una complicada papeleta, a la hora de defender los temas de su nuevo y recién editado "Something To Die For". Puede que su arma más fuerte sea la explosiva vocalista Maja Ivarsson, pero parecía estar un poco descolocada en los primeros temas. Aunque logró subir el listón según fue avanzando la actuación. Les faltó algo de volumen, pero pudieron maquillarlo con temas como "Living In America", "Dorchester Hotel" o "Painted By Numbes".

La noche la cerraría la nueva sensación en el mundo de la electrónica, los canadienses Crystal Castles. Su propuesta es agresiva y así lo pudimos constatar. Bajo la oscuridad y tapados bajo parkas verdes, empezaron a oírse los gritos de Alice y los bits de Ethan. Un arsenal sonoro que fue subiendo la temperatura del recinto, pero que si hubiera estado metido en una carpa podría haber atrapado mucho mejor el ruidismo de la banda. Pudimos disfrutar de "Fainting Spells", "Baptism", "Alice Practice" o "Celestica". 

Crystal Castles

La segunda jornada registró una asistencia de 13.000 personas, lo que denota que el cartel del segundo día, era el idóneo para un festival de estas características, y no fue tan buena idea traer a grupos enfocados directamente a adolescentes. La primera edición del Dcode Festival puede que haya sido el inicio de un festival que de una vez por todas traiga a Madrid un evento de estas características y no se derrumbe como otros festivales que han intentado ponerse a la altura de los que ya son una leyenda en nuestro país. Puede que echáramos de menos más escenarios, tanto para grupos emergentes como para sesiones de dj's, pero esperemos que todo esto vaya creciendo según avancen las futuras ediciones.



Cartel y noticias

24 de junio: 
My Chemical Romance
Sum 41
All Time Low
Nothink
Toundra
The Zombie Kids
Band Of Horses
EELS
Lori Meyers
The New Raemon
Foster The People
L.A.
The Low Anthem.

25 de junio:
Kasabian
The Hives
Crystal Castles
The Ting Tings
The Sounds
The Vaccines
Polock
Jamaica
Blood Red Shoes
Manel
Mucho
Havalina
The Bright 
Javiera Mena.

El Dcode Festival será un encuentro en el que habrá más que música. Propuestas artísticas como Art Barter (arte por trueque), proyecciones de arte digital durante los conciertos a cargo de onedotzero e instalaciones artísticas de Boris Hoppek.
Las entradas a la venta . Precio especial para los 5.000 primeros abonos: 60 euros + gastos.
My Chemical Romance y Kasabian encabezan el cartel de la primera edición del festival dcode  que se celebrará en Madrid los días 24 y 25 de junio
Después de varios años de ausencia y gracias al convenio de colaboración firmado entre la Universidad Complutense de Madrid y la promotora Live Nation,  nuestra ciudad volverá a disfrutar de una atractiva propuesta cultural de música y arte. Además de contar con grupos reconocidos a nivel internacional, el dcode festival también  incluirá en su cartel bandas nacionales, todas ellas con un denominador común: la calidad de sus propuestas.  Los artistas confirmados hasta el día de hoy son los siguientes:
My Chemical Romance – Kasabian - Band of Horses – Eels – Crystal Castles - The Vaccines – the Zombie Kids – The Sounds - All Time Low – Foster the People – Jamaica
Lori Meyers – Nothink – The New Raemon – Blood Red Shoes - Toundra – Polock – LA – MUCHO
Este proyecto, además de contar con un atractivo cartel musical aún abierto a nuevas incorporaciones, contará con un importante complemento artístico: la exposición de Art Barter (arte x trueque durante 
todo el mes de junio en el C Arte C), las proyecciones visuales de onedotzero durante las actuaciones y una instalación del artista alemán Boris Hoppek 

The Hives, Sum 41, Havalina, The Bright se incorporan al Dcode
El quinteto sueco The Hives, famoso por reventar escenarios con su impecable garaje rock durante más de una década, confirma su asistencia a dcode.  La banda de Fagersta, Suecia, ha publicado cinco álbumes, siendo dos de ellos imprescindibles, Barely Legal (1997) y Vini Vidi Vicious (2000). La imagen de la banda conocida por el estricto uso del blanco y negro en sus trajes a medida, sus artimañas artísticas y sus arrolladoras canciones, elevaron a The Hives a la categoría de una de las mejores bandas de directo del mundo. 
Otra de las últimas confirmaciones es Sum 41, banda canadiense de punk pop que sigue reclutando miles de fans en todo el mundo. Su frescura al mezclar el pop más intrascendente y  parlanchín con incendiarios riffs de guitarra al más puro estilo punk californiano ha hecho de ellos una banda de referencia para los amantes del punk melódico más ligero, Sum 41 se perfila como otro de los conciertos inolvidables de esta primera edición.
La otras dos bandas nacionales que se incorporan al festival son dos de las propuestas más sugerentes de la música independiente de nuestro país, por una parte el dúo de León The Bright, que acaba de fichar para el sello independiente nacional Subterfuge Records. Y los madrileños Havalina conocidos ya por sus potentes directos.



INDYROCK * SERVICIOS MUSICALES
Productoras
Estudios
Locales de ensayo
Salas de conciertos
Tablón de anuncios
Concursos
Academias de música
Realización de clips

IndyRock * Latinoamérica 
INDYROCK * INICIO







VÍDEOS DE DIRECTOS
Archivo histórico de IndyRock Magazine




DCODE FEST 2012
Fotogalería jornada 1

Fotogalería jornada 2





DCODE 2011
Galerías fotográficas, crónicas, datos 
Por Marina Sanz y Javier Alonso






The Sounds
.


--
 
Copyright IndyRock ©
TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización total o parcial, de los contenidos de esta web...
Leer más y Política de privacidad
 
Contenidos informativos
Agenda de conciertos
Concursos
Noticias
Productoras
Tablón de anuncios... y + Más

Revista electrónica creada en 1997
Home * Portada
Servicios publicitarios
Créditos | Qué es IndyRock
info@indyrock.es

Naturaleza  y divulgación científica
waste.ideal.es
Dirección y edición
waste@diarioideal.es